BAE Systems fabricará los nuevos Vehículos de Combate Anfibio del Cuerpo de Marines de los EE.UU.

Un año y medio después de aceptar los primeros prototipos, el Cuerpo de Marines de EE.UU. ha adjudicado a BAE Systems y a su socio Iveco Defense Vehicles un contrato de 198 millones de dólares para la fabricación y entrega de los 30 primeros Vehículos de Combate Anfibio (ACV) de nueva generación para el US Marine Corps. El acuerdo para el nuevo transporte de tropas totalmente anfibio, -que puede ser lanzado desde el barco que lo transporta-, incluye una opción de hasta 1.200 millones de dólares para la compra de 204 vehículos.

La misión principal de los Marines es actuar como el brazo de infantería de la Armada de los EE.UU., por lo que una capacidad anfibia es esencial para llevar a cabo su misión. El trabajo del programa ACV 1.1 es proporcionar a los Marines un vehículo blindado de alta velocidad que sea autodesplegable y puede operar en mar abierto, pero que también puede luchar en tierra junto con un tanque de combate de primera línea M1A1 Abrams.

El ACV de BAE Systems está diseñado para trasportar a 13 Marines dentro de un casco resistente a explosiones diseñado para soportar minas, artefactos explosivos improvisados, ráfagas de energía cinética y explosiones en el techo mientras viajan en una estructura de asiento interior suspendida. La tripulación que maneja el vehículo compuesta por tres personas, tiene su propia protección contra explosiones y cuenta además, con un sistema de extinción de incendios.

El vehículo 8×8 está propulsado por un motor de seis cilindros con una potencia de 700 CV (522 kW). Aunque su peso es de 30.617 kg, puede transportar una carga útil de 3.300 kg a más de 105 km/h en carreteras pavimentadas y en el mar puede alcanzar los 6 nudos de velocidad (11 km/h) Su alcance es de hasta 523 km a 90 km/h en tierra, o para misiones terrestres y marítimas puede viajar 13 millas en el mar, y luego viajar más de 400 km una vez en tierra.

BAE Systems señala que antes de entregar sus primeros 16 prototipos para 15 meses de pruebas de desarrollo y evaluación operacional, ya había llevado a cabo sus propias pruebas internas de reducción de riesgos y evaluación de la movilidad terrestre, supervivencia y  capacidades de natación.

La construcción de los ACV se realizará en las plantas de BAE en Aiken, Carolina del Sur; Sterling Heights, en Michigan; Minneapolis, en Minnesota; Stafford, en Texas; San Jose, en California; y York, en Pennsylvania.

“Estamos posicionados y listos para construir el futuro de los vehículos anfibios de combate para el Cuerpo de Marines, habiendo producido ya 16 prototipos”, afirma Dean Medland, vicepresidente y gerente general de Vehículos de Combate Anfibios e Internacionales de BAE Systems. “A través de este premio que nos han otorgado, estamos orgullosos de continuar nuestra asociación con la Infantería de Marina proporcionando el mejor vehículo de su clase para apoyar su misión a través de la movilidad, la supervivencia y la letalidad”.

BAE Systems

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com