Corea del Norte traslada un misil balístico intercontinental (ICBM) hacia su costa occidental.

Corea del Norte podría estar desplazando un cohete que parece ser un misil balístico intercontinental (ICBM) hacia su costa oeste, el cual, estaría siendo trasladado de noche para dificultar ser detectado, según informa el periódico Asia Business Daily de Corea del Sur.

La información no pudo ser confirmada por el Ministerio de Defensa de Corea del Sur, que sin embargo advirtió el lunes que Pyongyang está lista para lanzar un ICBM en cualquier momento.

Analistas y funcionarios surcoreanos creen que Corea del Norte podría realizar otro acto de provocación el 9 de septiembre, cuando celebre el día de su fundación.

El pasado año la quinta prueba nuclear de Corea del Norte fue realizada ese mismo día, lo que refleja la preferencia de Pyongyang por realizar pruebas de armamento en días clave para lograr un mayor impacto estratégico.

Medios norcoreanos no confirmaron si la bomba del domingo se trataba de una bomba de hidrógeno, limitándose solamente a decir que se habían utilizado “una variedad de materiales nucleares”.

Para los funcionarios del Ministerio de Defensa de Corea del Sur el dispositivo que detonó el domingo fue una bomba de hidrógeno mucho más potente que los dispositivos basados en la fisión y lo suficientemente pequeños para caber en un misil. Se estima que la potencia de la explosión fue de 50 kilotones de fuerza, cinco veces mayor que la prueba nuclear anterior.

El ministro de Defensa surcoreano, Song Young-Moo, dijo que  creía que Pyongyang había logrado miniaturizar sus armas nucleares para encajarlas en los ICBM y con ese motivo había pedido a Estados Unidos en la reunión del pasado martes, eliminar el límite de peso a sus ojivas nucleares que le permitiera responder a la amenaza nuclear y de misiles de Corea del Norte.

Además, Seúl está pidiendo a Washington el despliegue de portaaviones y bombarderos estratégicos en la Península Coreana junto con nuevas unidades de lanzadores de misiles (THAAD), mientras refuerza sus propias defensas.

La Armada de Corea del Sur continúa realizando ejercicios navales. “El entrenamiento se lleva a cabo para prepararse para las provocaciones marítimas de Corea del Norte, para inspeccionar la preparación de nuestra Armada y para reafirmar nuestra voluntad de castigar al enemigo”, dijo un oficial naval surcoreano no identificado.

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com