Corea del Sur presenta un radar autóctono AESA para el K-FX.

Seúl ha puesto en marcha el primer prototipo de producción del radar de conjunto activo de barrido electrónico (AESA) que equipará al avión de combate KF-X de las Industrias Aeroespaciales de Corea (KAI), que se encuentra en fase de desarrollo.

La ceremonia tuvo lugar en las instalaciones de investigación del fabricante Hanwha Systems en Hanjin, según la Administración del Programa de Adquisiciones de Defensa de Corea del Sur.

Tras la negativa del gobierno de los Estados Unidos a compartir la tecnología sensible de AESA con Seúl en 2015, la Agencia de Desarrollo de la Defensa de Corea del Sur se embarcó en la creación de un conjunto autóctono de AESA, con Hanwha Systems produciendo el hardware del radar y LIG Nex1 el software.

El radar pasó su etapa crítica de diseño en 2019 y tiene 1.000 módulos independientes de transmisión y recepción. El sistema completo incluye la antena, el dispositivo de procesamiento y una fuente de alimentación.

Un video de la ceremonia de inauguración muestra al radar buscando y detectando objetivos en el aire, el mar y la tierra, así como una función de radar de apertura sintética. También muestra a los técnicos que trabajan en el sistema en los laboratorios.

En abril de 2019, se realizaron en Sudáfrica pruebas aéreas de los sistemas de hardware de la AESA del KF-X, incluida la antena transmisora-receptora y la unidad de suministro de energía, con la asistencia de los desarrolladores del KF-X del ADD, Hanwha y KAI.

Además de la amplia participación industrial coreana, participan en el proyecto empresas extranjeras como Elta Systems, Leonardo y Saab.

Además de equipar el KF-X, Hanwha Systems considera que su tecnología AESA es una mejora potencial para la fuerza de Seúl de los Boeing F-15K y los aviones de la familia T-50.

La inauguración del radar sigue a otros pasos que indican el progreso con el KF-X, que se desplegará en abril de 2021.

A principios de julio, KAI publicó una fotografía del primer fuselaje del KF-X, que se está ensamblando en la fábrica de la empresa en Sacheon. En junio, GE Aviation confirmó que había enviado el primer motor F414 para el tipo bimotor. Eventualmente, los F414 para el K-FX serán producidos localmente por Hanwha Aerospace.

Greg Waldron

10 thoughts on “Corea del Sur presenta un radar autóctono AESA para el K-FX.

  • el 7 agosto, 2020 a las 22:45
    Permalink

    Tremendo mérito el de los coreanos y su versión particular del milagro tecnológico e industrial que los ha encaramado hasta el mísmo nivel de sus homólogos japoneses .

    Respuesta
  • el 8 agosto, 2020 a las 13:45
    Permalink

    Así es, los surcoreanos son envidiables al contrario que nosotros. Seguro que lo sacarán adelante, con la ayuda useña, y seguro que ponen los radares AESA a todos sus aviones, no como los ridículos 5 que quieren comprar aquí. Patético.

    Respuesta
  • el 8 agosto, 2020 a las 18:32
    Permalink

    Así es . En relación a lo del tema del AESA para el eurofighter , tremendamente absurda la cantidad de radares a implementar en la flota española , en contraposición con lo decidido por Alemania . Porca miseria , vergonzoso .

    Respuesta
    • el 8 agosto, 2020 a las 19:06
      Permalink

      En realidad, España va a disponer en pocos años de un escuadrón Eurofigther completo dotado de radares AESA para sustituir a los F18 de Gando (Canarias) y mas tarde de otros dos para sustituir a los de Zaragoza y Torrejón. Los nueve (que no cinco) radares AESA son parte del contrato que se firmará en 2021.

      Respuesta
  • el 8 agosto, 2020 a las 20:33
    Permalink

    Espartero , esperemos que al final rectifiquemos éste asunto , porque de lo contrario mal vamos . Al menos TODOS los trancha 2 y 3 deberían ser modificados al útimo estándar sin ningún género de dudas .

    Respuesta
    • el 9 agosto, 2020 a las 01:41
      Permalink

      Alguien me puede explicar si este avión será furtivo y que capacidades tiene?

      Respuesta
  • el 10 agosto, 2020 a las 04:15
    Permalink

    Es realmente impresionante el desarrollo tecnológico de la industria armamentística en Corea del Sur. Pensemos que los primeros aviones realizados en la península fueron algunos H-500MD ensamblados en 1976 por KAA, una subsidiaria aeroespacial de su aerolínea de bandera, y que KAI se fundó en 1999… El desarrollo de este radar les llevó a los coreanos menos de cinco años. Pensemos en las enormes dificultades que tuvieron los indios para desarrollar un artefacto similar aun con el apoyo de Ericsson, debiendo renunciar al mismo y utilizar radares israelíes (Elta) en sus cazas Tejas; y la larga década que necesitó China, a pesar de sus enormes recursos financieros, humanos y espionaje internacional para conseguirlo.

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2020 a las 15:29
    Permalink

    Resulta difícil no establecer la comparación de este avión con el TF-X turco, ya que conceptualmente (y técnicamente) son muy similares y tienen tiempos de desarrollo parecidos. El KF-X nació conceptualmente a principios de siglo, con la idea futura de reemplazar los F-4 y F-5 en servicio; la intención era realizar un avión que incorporara las tecnologías aeronáuticas más avanzadas incluyendo la furtividad y materiales compuestos, pero en ese momento Corea no poseía un porcentaje mayoritario de tecnologías propias como para llevar adelante el proyecto, ni los fondos suficientes. Pero se constituyó en un proyecto que recibió todo el apoyo de los sucesivos gobiernos del país peninsular. Durante los diez años siguientes (hacia 2010) la etapa conceptual estaba superada y se decidió llevar adelante el proyecto, momento en el cual Corea ya contaba con un porcentaje muy importante, cercano al 70 %, de los requerimientos tecnológicos. En la etapa de búsqueda de socios para financiar el proyecto, Turquía se mostró muy interesado, pero luego decidió continuar solidariamente (con asistencia tecnológica de BAE Systems y Rolls Royce).

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2020 a las 15:40
    Permalink

    Corea ha demostrado ser una nación emprendedora y tenaz, y si bien no carece de problemas como la corrupción, es capaz de llevar adelante proyectos de alta tecnología, como el KF-X. Pero no dejan de pisar la tierra, no sueñan más allá de sus reales posibilidades. Actualmente el KF-X es considerado por el propio fabricante como un vehículo de generación 4,5++, que incluye elementos de avanzada como la furtividad, pero no total, y la capacidad supercrucero no es una prioridad absoluta,ni la supermaniobrabilidad. Si lo son el resto de características aplicadas a ese término, como híperconectividad, capacidad omnirol y armamento inteligente. El avión es financiado en un 60% por el gobierno coreano, un 20% por el gobierno de Indonesia y el 20% restante por el propio KAI. Hacia 2015 Corea negociaba con Lockheed-Martin la asistencia en las tecnologías faltantes, pero el Congreso estadounidense se negó a transferir algunas muy sensibles, como el radar AESA y sistemas IRST.

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2020 a las 15:56
    Permalink

    Lejos de amilanarse, el gobierno coreano estimuló a empresas nacionales de tecnología a presentar ofertas para el desarrollo en el país de esas tecnologías sensibles. De esta manera Hanwha (el símil de Aselsan en Turquía o Indra en España) en menos de cinco años ya tiene las tecnologías AESA e IRST desarrolladas y con capacidad para ser producidas en serie. Actualmente Corea posee una proporción de tecnologías aplicadas al avión superiores al 80%. Todo un logro, por cierto. Habrá que ver si Turquía podrá tener un desarrollo similar; lo cierto es que Aselsan también ha presentado el prototipo de un radar AESA para su TF-X. La diferencia entre ambas naciones es que Corea no ha erosionado su relación con sus potenciales proveedores de partes sensibles sino profundizado, y en que Turquía no posee tan alto grado de integración nacional de la tecnología más avanzada. La otra diferencia es que Turquía pretende crear un verdadero avión de 5ta generación para reemplazar la pérdida del F-35, con menos recursos totales que Corea y aún no tiene previsto cuál será el motor que lo impulsará. Probablemente el KF-X será una realidad la próxima década; el TF-X, ¿también?

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com