El Departamento de Estado autoriza la venta de misiles AMRAAM a Japón.

El Departamento de Estado de Estados Unidos ha aprobado la venta de misiles aire-aire a Japón por 113 millones de dólares.

El paquete de armas incluye hasta 56 misiles AIM-120C-7, de medio alcance aire-aire más conocidos como AMRAAM,  así como contenedores, soporte de armas, piezas de repuesto y de reparación y apoyo técnico y logístico. El AMRAAM está fabricado por Raytheon en Tucson, Arizona.

La Agencia de Cooperación para la Seguridad de la Defensa notificó el pasado martes al Congreso sobre la posible venta, informó DSCA en un comunicado.

El AMRAAM es una de las armas aéreas más omnipresentes del ejército de los Estados Unidos, habiendo sido comprado por 37 países incluyendo los Estados Unidos. Puede ser transportado por una amplia gama de aviones estadounidenses y extranjeros – incluyendo aviones de la Fuerza Aérea de Autodefensa de Japón como el F-15 y, eventualmente, el F-35 – aunque su uso más famoso ocurrió en junio cuando un piloto de la Marina de los Estados Unidos a los mandos de un F/A-18 Super Hornet  lo utilizó para atacar  a un Sukhoi Su-22 sirio.

Un F-16 chileno monta un misil AMRAAM en su ala izquierda.

Aunque la Agencia de Cooperación para la Seguridad de la Defensa señala en su declaración que “no habrá ningún impacto adverso en la preparación de la defensa de EE.UU. como resultado de esta propuesta de venta”,  Raytheon está trabajando actualmente para llenar las demandas de EE.UU. para el AMRAAM debido a las dificultades de renovación de los componentes tecnológicos que se están volviendo anticuados.

Después de décadas de producción continuada, el misil AMRAAM se enfrenta a problemas obsolescencia, y Raytheon, su fabricante, se ha quedado rezagado en la actualización tecnológica debido a los problemas en el desarrollo de un circuito integrado clave en la sección de orientación del misil.

La compañía ahora planea reducir las actualizaciones de diseño en el año fiscal 2019, y las pruebas clave se han retrasado por más de un año.

Un misil AMRAAM es cargado en la bodega de un F-22.

Todavía no se ha visto si esta cuestión repercute en la venta a Japón. Mientras que la aprobación de una venta por parte del Departamento de Estado marca un importante paso adelante en el proceso de Ventas Militares Extranjeras, aún habrá que concluir un acuerdo final entre el gobierno de Estados Unidos y Japón. Durante esas negociaciones, el valor del contrato y las cantidades pueden cambiar, lo que podría repercutir aún más en el calendario de producción de misiles.

En junio, oficiales militares estadounidenses –incluido  el teniente general Arnold Bunch, el principal oficial uniformado de adquisiciones de la Fuerza Aérea- dijeron que esperaban que Raytheon pudiera resolver los problemas de obsolescencia. Mientras que las solicitudes presupuestarias para el año fiscal  2018 restringieron ligeramente las adquisiciones del AMRAAM para la Fuerza Aérea y Marina de EE.UU., ambos servicios planean aumentar sus tasas de compra en el año fiscal 2019.

Marinos del USS Constelltion (CV 64) transportan cuatro misiles a un F/A-18.

El AIM-120 AMRAAM (siglas en inglés de Advanced Medium-Range Air-to-Air Missile, es un misil aire-aire moderno de medio-largo alcance, “más allá del alcance visual”, con capacidad operativa todo tiempo. También es conocido como Slammer (en español: ‘golpeador’). Cuando es lanzado un misil AMRAAM, los pilotos de la OTAN usan el código Fox Three.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *