El misil que derribó el vuelo MH17 provenía de una brigada militar rusa.

El equipo internacional que investiga la tragedia del vuelo MH17 de Malaysia Airlines ocurrida al este de Ucrania en julio de 2014, ha revelado por primera vez ayer jueves que el misil utilizado para derribar el avión de pasajeros Boeing 777  “fue lanzado por una brigada militar de la Federación de Rusia”.

El Equipo de Investigación conjunta “ha llegado a la conclusión de que el misil BUK-TELAR que derribó el vuelo MH17 provino de la 53ª Brigada de Misiles Antiaéreos establecida en Kursk, Rusia”, dijo el investigador holandés Wilbert Paulissen.

La Brigada 53 que forma parte de las fuerzas armadas de Rusia, estaba estacionada en Kursk un mes antes del ataque al avión MH17, un convoy de varios vehículos militares rusos trasladaron el misil a la granja desde la que fue lanzado, agregó durante la rueda de prensa.

Restos del avión Boeing 777 de Malasia Airlines.

El avión operado por la compañía Malaysian Airlines fue derribado cuando volaba en el este del espacio aéreo ucraniano el 17 de julio de 2014, sobre la región donde se enfrentaban las tropas leales al gobierno de Kiev y los separatistas ucranianos apoyados por Rusia.

El aparato había despegado de Amsterdam en Holanda y se dirigía a la capital de Malasia, Kuala Lumpur. Los 298 pasajeros y miembros de la tripulación, holandeses, australianos, británicos, malayos o indonesios, todos murieron.

Los investigadores ya habían concluido que el aparato fue derribado por un misil BUK de fabricación rusa disparado desde territorio ucraniano controlado por los separatistas prorrusos. Pero no habían precisado quién lo había disparado.

Imagen de los restos del misil Buk-Telar.

Los investigadores han recreado ahora el camino por el que fue transportado el misil desde Kursk, a unos 100 km de la frontera con Ucrania, utilizando videos y fotos en el que los vehículos militares trasladaban las seis partes del misil asegurando que estas imágenes conforman “una huella digital”.

Paulissen añadió que los investigadores “verificaron que el BUK-TELAR tiene cierta cantidad de características únicas y estas características han servido como huella de identificación del misil” añadiendo que continúan las investigaciones para determinar por qué razón se lanzó el misil que se cobró la vida de casi 300 personas que viajaban a bordo.

Moscú siempre ha negado insistentemente cualquier responsabilidad en el derribo del Boeing 777.

La investigación de los holandeses se centra en unas 100 personas sospechosas de haber tenido un “papel activo” en el incidente, pero los investigadores no han nombrado de momento a los sospechosos al estar el proceso todavía por terminar.

Batería de misiles Buk-Telar.

El jefe del equipo que he llevado a cabo la investigación, el fiscal holandés Fred Westerbeke, dijo el jueves que la investigación está en su “última etapa”, pero añadió que “aún hay trabajo por hacer”.

Fuente: Nex Noticias / AP.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com