El primer helicóptero de rescate de combate Sikorsky HH-60W en ensamblaje final.

El equipo de Lockheed Martin está en camino de entregar los nuevos helicópteros antes de lo previsto a la Fuerza Aérea de los EE. UU.

Sikorsky, una compañía de Lockheed Martin, está llevando a cabo el montaje final del primer helicóptero de rescate de combate HH-60W “Whiskey”, que incorpora mejoras de capacidad sin precedentes a la misión de rescate de la Fuerza Aérea de Estados Unidos. El calendario de montaje final apoya el programa acelerado del plan y posiciona el primer vuelo de la aeronave para finales de este año, dos meses antes de lo previsto.

“El montaje final de este primer helicóptero HH-60W marca un hito significativo para Sikorsky, nuestra fuerza laboral y la Fuerza Aérea de los Estados Unidos”, dijo Tim Healy, director de los Programas de la Fuerza Aérea de Sikorsky. “Estamos en camino de ofrecer esta importante mejora de capacidad antes de lo previsto, asegurando que la Fuerza Aérea de los EE.UU. continúe con su misión ‘Que otros puedan vivir'”.

El proceso de ensamblaje final incluye la instalación del nuevo Kit de Misión Táctica (TMK) entregado desde las instalaciones de Lockheed Martin en Owego, Nueva York. La integración de sensores, radares y sistemas de defensa múltiple aportará inteligencia adicional a la cabina de pilotaje, brindando a los pilotos más información para tomar decisiones de una fracción de segundo para completar la misión. 

“El HH-60W será la plataforma de elevación vertical conectada y en red más completa que jamás se haya producido, con una capacidad inigualable en entornos de alto riesgo”, dijo Healy. “El moderno espacio de batalla es un lugar implacable, nadie sobrevive por sí mismo, y el HH-60W permite que todo el conjunto de poder aéreo y espacial esté ligado y empleado en apoyo de operaciones de rescate de combate, incluso en territorio profundo y denegado”. 

El proceso de ensamblaje final también implica la instalación de un nuevo sistema de combustible que cuenta con dos tanques internos duales que suman 2500 litros, casi duplicando la capacidad del tanque interno en un Black Hawk UH-60M. Esta capacidad mejorada da a la tripulación de la Fuerza Aérea de EE.UU. mayor alcance y más capacidad para rescatar a los heridos en el terreno de batalla.

Esta aeronave de desarrollo de fabricación de ingeniería (EMD) es la primera en ensamblarse en la sede central de Sikorsky en Stratford, Connecticut. Un total de nueve helicópteros serán construidos en Connecticut durante la fase EMD del programa -cuatro helicópteros EMD y cinco sistemas de prueba de demostración del sistema (SDTA).

El programa de registro de la Fuerza Aérea de los EE.UU. ha pedido 112 helicópteros para reemplazar los viejos helicópteros HH-60G Pave Hawk de la Fuerza Aérea, que realizan operaciones críticas de búsqueda y rescate de personal para todos los servicios militares estadounidenses.

El contrato de 1.500 millones de dólares en EMD y SDTA incluye el desarrollo e integración de la próxima generación de helicópteros de rescate de combate y sistemas de misión, incluyendo la entrega de nueve helicópteros HH-60W así como seis dispositivos de entrenamiento de tripulantes y mantenimiento, y material didáctico diseñado específicamente para el HH-60W. Sikorsky llevó a cabo con éxito la revisión del diseño de los sistemas de capacitación en septiembre. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com