El USS Harry S. Truman se prepara para su tercer despliegue en cuatro años.

El USS Harry S. Truman se está preparando para su tercer despliegue en cuatro años después de terminar uno de los despliegues de portaaviones más singulares en décadas, a finales del año pasado.

La Marina ha informado que el Truman se dirigió al mar la semana pasada para participar en un ejercicio de entrenamiento que certificará si todo su grupo de ataque está preparado para una variedad de escenarios del mundo real que podrían enfrentar donde quieran que vayan. El ejercicio es similar a un examen final que indica que se va a realizar un despliegue.

El Truman regresó de su último despliegue en diciembre y ha estado en lo que la Armada denomina una fase de mantenimiento desde entonces, lo que significa que todavía está certificado para desplegar si se le pide. Pero no todos los buques de su actual grupo de ataque se han desplegado con él.

El ejercicio actual servirá para garantizar que estos buques -los destructores USS Ramage y USS Lassen-, estén certificados para desplegarse con el Truman y preparados para cualquier misión que la Marina haya planeado para ellos.

“Este ejercicio pondrá a prueba nuestra fuerza integrada como una fuerza de múltiples misiones”, ha dicho en un comunicado el contralmirante Andrew J. Loiselle, comandante del Grupo de Ataque del Truman. “Las evoluciones de la formación integral son una oportunidad para crecer como equipo, tanto en nuestra capacidad para mantener períodos prolongados en el mar como en la búsqueda de áreas en las que podemos mejorar”.

La Armada no ha dicho públicamente cuándo se desplegará el Truman, a dónde irá o cuánto tiempo durará su despliegue.

El año pasado, el Truman navegó hacia el Ártico y regresó a Norfolk por un corto tiempo antes de regresar al mar por unos meses más. Ese despliegue era parte de un plan del Departamento de Defensa para hacer menos predecibles los despliegues de portaaviones después de décadas de enviar rutinariamente portaaviones con base en Norfolk a través del Mar Mediterráneo en su camino hacia el Golfo Pérsico y de regreso.

Otros barcos en el grupo de ataque del portaaviones incluyen a los destructores USS Forrest Sherman y USS Farragut. El crucero USS Normandy también forma parte del grupo de ataque y regresó al mar el lunes después de pasar el fin de semana en el puerto para realizar reparaciones no especificadas, según la Segunda Flota de la Marina.

Stars and Stripes

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com