Filipinas considera la posibilidad de adquirir al menos un submarino de Francia.

Después de la elección de Rodrigo Duterte en junio de 2016, Filipinas se acercó a China y Rusia, incluso si eso significaba silenciar las disputas territoriales -del Arrecife de Scarborough, en particular- con el primero a cambio de apoyo económico y considerar acuerdos militares y suministros de armas con el segundo.

Así, en 2018, se afirmaba que Manila buscaba adquirir dos submarinos convencionales de la clase “Kilo” de Moscú. Obviamente, viendo esto como una oportunidad adicional para contrarrestar la influencia estadounidense en el sudeste asiático, las autoridades rusas estaban dispuestas a proporcionar facilidades de pago y un préstamo en condiciones favorables a sus homólogos filipinos.

Pero, a priori, la pista rusa no sería la única considerada por Manila. Sobre todo porque, ahora, las cuestiones relativas a las disputas territoriales con Pekín han vuelto a un primer plano, ya que la presencia, según se informó, el pasado mes de abril, de 200 barcos chinos en las cercanías del arrecife de Pag-asa han hecho que Duterte haya reaccionado con fuerza.

Poco tiempo después de ser elegido como presidente, Duterte dijo que no quería más soldados estadounidenses en las Filipinas, ahora con el paso del tiempo y la situación de crisis en la que se encuentra la zona, Duterte ha cambiado de opinión. A finales de junio, criticó a Estados Unidos, al Reino Unido y a Francia por no hacer lo suficiente para defender los derechos de su país en el Mar de China Meridional.

Pocos días después, durante una visita a Manila, el Secretario de Estado del Ministro de Relaciones Exteriores de Francia, Jean-Baptiste Lemoyne, no dijo nada respecto a las observaciones del Presidente de Filipinas. Sin embargo, aseguró que “Francia estaba muy comprometida con la promoción y defensa del derecho internacional” y que fue por esta “razón” que la Armada francesa navega “muy a menudo por el Mar de China Meridional” y que continuaría haciéndolo. Y añadió: “Esto es una prueba de nuestro compromiso para garantizar que la libertad de navegación sea un hecho (real) en el mar”.

El informe del Quai d’Orsay (Ministerio de Asuntos Exteriores de Francia) sobre el viaje a Filipinas de Lemoyne no proporciona detalles de ningún intercambio que haya podido tener con el Ministro de Relaciones Exteriores filipino. Excepto que los dos funcionarios abordaron problemas de seguridad, particularmente en el campo marítimo y en la lucha contra el terrorismo, así como los proyectos de cooperación de Francia con la Asociación del Sudeste Asiático (ASEAN), incluida la protección del medio ambiente”.

Sin embargo, según la prensa filipina, Lemoyne habría declarado al final de la octava reunión del Consejo Económico y Social Conjunto Filipinas-Francia en Makati que se “estaban celebrando conversaciones sobre la posible adquisición por parte de Filipinas de equipo militar de fabricación francesa”.

“Estas conversaciones continuarán. Tenemos mucha experiencia en submarinos. En la región, hemos establecido una asociación estratégica con Australia y esto es prueba de la calidad de nuestra industria. Filipinas debe decir lo que necesita, lo que quiere”, señaló Lemoyne.

Este interés de Filipinas por los submarinos franceses, que solo pueden ser submarinos Scorpene del Grupo Naval, ha sido confirmado una vez más por el Ministro de Defensa filipino, Delfin Lorenzana, que también viajará a París el próximo mes de septiembre.

“La marina de Filipinas considera que Francia debe ser el proveedor de nuestros submarinos. Los franceses además, también son buenos haciendo aviones”, dijo el ministro filipino.

Por el momento, no se ha tomado ninguna decisión final. “Se están llevando a cabo conversaciones para redactar un acuerdo formal con Francia”, añadió Lorenzana.

Sin embargo, una venta de este tipo, si tiene éxito, necesitará una estrecha colaboración entre Manila y París, ya que, con respecto a los submarinos, la Armada de Filipinas está empezando desde cero. Sin embargo, y a pesar de los retos estratégicos y de seguridad -especialmente los relacionados con el terrorismo-, es probable que no sea una conclusión fácil, dadas las críticas planteadas por las acciones y comentarios de Duterte.

Zone Militaire

Un comentario en “Filipinas considera la posibilidad de adquirir al menos un submarino de Francia.

  • el 19 julio, 2019 a las 21:15
    Permalink

    Filipinas tiene el peor ejercito del sudeste asiático, incluso comparado con Camboya y Laos pero eso si con muchísimo más PIB. Una pena Filipinas

    Respuesta

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com