Japón bota su décimo submarino de ataque clase Soryu.

Japón ha lanzado su décimo submarino de ataque diesel-eléctrico de clase Soryu (SSK), llamado Shoryu (SS-510 Soaring Dragon), el pasado lunes 6 de noviembre, en el astillero que Kawasaki Heavy Industries (KHI) tiene en el puerto de la ciudad de Kobe.

El Shoryu (SS-510) es el quinto submarino de la clase construido por Kawasaki Heavy Industries, y los otros cinco han sido construidos por Mitsubishi Heavy Industries (MHI). El Shoryu comenzó a ser creado en marzo de 2015 y se espera que en 2019 se incorpore con las Fuerzas Marítimas de Autodefensa.

El noveno submarino de la clase, Seiryu, fue lanzado en octubre de 2016 y se espera que entre en funcionamiento el próximo año.

Los submarinos de la clase Soryu (16-SS) son submarinos de ataque diesel-eléctricos operados por la Fuerza de Autodefensa Marítima de Japón (JMSDF).

El diseño es una evolución mejorada del submarino de la clase Oyashio, del que se distingue más fácilmente por su combinación de popa en forma de X, con sus planos de buceo y timones.

Los submarinos de la clase Soryu tienen una eslora de 84 m, una manga de 9,1 m y un calado de 8,5 m. Su desplazamiento es 2.900 de toneladas en superficie y 4.200 en inmersión.

Los Soryus tienen el mayor desplazamiento de cualquier submarino utilizado por el Japón de la posguerra y es su primer submarino de propulsión independiente del aire (AIP) que le permite permanecer sumergido por periodos más largos de tiempo.

Los buques son propulsados ​​por dos motores diesel Kawasaki 12V 25/25 y cuatro motores Kawasaki Kockums V4-275R Stirling AIP. Esto permite que los barcos alcancen una velocidad máxima de 20 nudos cuando están sumergidos y de 13 nudos cuando salen a la superficie.

Los submarinos de la clase Soryu están equipados con seis tubos de proa HU-606 de 533 mm que pueden disparar torpedos de peso pesado tipo 89. Estos buques son capaces de desplegar el misil  anti buque UGM-84C Harpoon de mediano alcance contra objetivos de superficie. El Harpoon tiene un alcance de más de 124 km y una velocidad de 864 km/h. El torpedo tipo 89 es un torpedo guiado por cable con modos de dirección activa y pasiva. Tiene una velocidad máxima de 130 km/h y puede alcanzar objetivos de hasta 50 km. El torpedo puede llevar una ojiva de 267 kg.

Los buques cuentan además, con dos tubos de lanzamiento de contramedidas submarinas de 3 pulgadas para el lanzamiento de Contramedidas de Dispositivos Acústicos (ADC).

Cada uno de los submarinos de la clase Soryu tiene una tripulación de 65 integrantes (9 oficiales, 56 marinos).

El primer barco de esta clase entró en servicio en 2009. El JMSDF opera actualmente ocho buques de la clase Soryu.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *