Japón gastará 146 millones de dólares en una isla deshabitada para ejercicios militares de EE.UU.

El Ministerio de Defensa de Japón ha confirmado en la mañana de hoy, que había acordado comprar una isla deshabitada frente a su costa suroeste por 146 millones de dólares, para que Estados Unidos pueda realizar sus entrenamientos de las flotas de aviones estacionados en sus bases de Japón.

Tokio y Washington acordaron en 2011 reubicar su actual sitio de entrenamiento para aviones de combate por el de la isla de Mageshima de 8 kilómetros cuadrados en la prefectura de Kagoshima, a unos 30 km de la costa suroeste de Japón.

El secretario jefe del gabinete de Japón, Yoshihide Suga, ha confirmado que el pasado viernes se llegó a un acuerdo para comprar Mageshima “después de las conversaciones entre el ministerio de defensa y una empresa promotora privada que posee la mayoría de la isla”.

Las operaciones de entrenamiento de vuelo estadounidenses se realizan actualmente en la isla Iwo Jima, situada en el Océano Pacífico a unos 1.200 km (750 millas) al sur de Tokio. Anteriormente las prácticas de despegues y aterrizajes se realizaban en la base de Atsugi en la prefectura de Kanagawa, pero fue trasladado el sitio de entrenamiento debido a las quejas por el ruido.

La isla Mage en la prefectura de Kagoshima que será usada como sitio de entrenamiento militar estadounidense

Washington había solicitado el traslado diciendo que Iwo Jima, una isla escenario de una gran batalla de la Segunda Guerra Mundial entre las tropas estadounidenses y japonesas, estaba demasiado lejos desde la base militar de Estados Unidos en la ciudad japonesa occidental de Iwakuni, donde están estacionados sus aviones.

Suga ha añadido que se construiría una instalación en la isla para la práctica de aterrizaje “en una fecha temprana”, y agregando que no podía revelar más detalles ya que la adquisición no estaba totalmente completa.

El ejército de Japón ha estado restringido durante mucho tiempo a la autodefensa y el país depende en gran medida de Estados Unidos en el marco de una alianza de seguridad bilateral.

El presidente Donald Trump ha insistido reiteradamente en que Japón y otros aliados de Estados Unidos deberían contribuir más a los costes de su propia defensa.

Algunos residentes que viven en islas cercanas a Mageshima ya han dicho que están preocupados por el ruido de la posible base de entrenamiento de vuelos.

The Japan Times

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com