La Armada alemana selecciona a Damen para la construcción de las fragatas MKS 180.

El nuevo buque de combate multipropósito MKS 180 de la Armada alemana será construido por el astillero holandés Damen, ha informado el blog alemán Augen Geradeaus. La información fue confirmada posteriormente por Reuters, que agregó que se espera que el gobierno alemán anuncie su decisión hoy martes.

El Ministerio de Defensa de Alemania dijo a los comités pertinentes del Bundestag que la empresa holandesa había ganado el proceso de licitación, al final del cual solo Damen y el astillero alemán German Naval Yards (GNY) habían presentado ofertas.

En una carta dirigida a los miembros del Parlamento, el Secretario de Estado, Peter Tauber, informa a los parlamentarios: “los licitadores que procedían en el procedimiento de licitación del MKS 180 fueron invitados el 12 de abril de 2019 a presentar una “mejor y última oferta”, y en julio de 2019 presentaron debidamente estas ofertas finales. La empresa Damen Schelde Naval Shipbuilding BV resultó ganadora de la licitación a partir de la evaluación de las ofertas realizadas por la autoridad adjudicadora.

“La decisión de la autoridad adjudicadora sigue estando sujeta a una posible procedimiento de reclamación o de revisión judicial antes de su adjudicación. Nuestra intención es presentar una consulta parlamentaria en la primavera de 2020”.

La fragata MKS 180 debe ser utilizable en todo el mundo, desde los trópicos hasta las aguas que contienen hielo, (en parte) de forma modular y puede permanecer en uso durante dos años antes de que deba ser revisada en el astillero.

Actualmente, cuatro de estos buques están planificados por un importe de algo menos de 5.300 millones de euros, pero la Armada alemana ya ha apostado por otros dos más.

Sin embargo, la carta del ministro deja la puerta abierta a una reclamación de la empresa perdedora ante la cámara de adquisiciones de la Oficina Federal, dado que la empresa ganadora no es alemana.

Y es previsible una controversia política, entre otras cosas sobre la cuestión de si esto pondrá fin a la construcción de buques de guerra de superficie en Alemania. Para esta oferta, GNY se había asociado con otras numerosas compañías de defensa alemanas que habrían sido responsables de varias partes del buque. Por otro lado, Damen quiere usar el astillero Blöhm und Voss que pertenece a la compañía Lürssen para construir los barcos. La decisión que se ha anunciado ahora solo podría ser un paso más.

Defensa aerospace

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com