La Fuerza Aérea de EE.UU. seleccionará el nuevo avión de entrenamiento en sólo unas semanas.

La Fuerza Aérea de Estados Unidos adjudicará en breve un contrato potencial de 16.000 millones de dólares para construir 350 aviones de entrenamiento de próxima generación, a uno de los tres equipos de aviones que compiten en el concurso.

Según las informaciones facilitadas, la Fuerza Aérea de Estados Unidos (USAF) seleccionará un nuevo avión de entrenamiento en pocas semanas. La USAF espera la adjudicación de un contrato para el sistema de entrenamiento avanzado de pilotos para reemplazar los veteranos Northrop T-38 Talon antes del 30 de septiembre.

La Fuerza Aérea ha recibido propuestas finales de la alianza Boeing-Saab, Leonardo DRS y el equipo de Industrias Aeroespaciales Lockheed Martin-Korea compitiendo por un posible contrato de 16.000 millones de dólares para construir el próximo avión de entrenamiento del servicio militar.

La rama militar de los EE.UU. originalmente planeó adjudicar el contrato del programa T-X a finales de 2017, y luego retrasó su fecha de anuncio hasta marzo de 2018.

Con respecto a las propuestas para la competición T-X de la Fuerza Aérea, Boeing y Saab ofrecieron un nuevo sistema avanzado de entrenamiento de pilotos diseñado específicamente para la misión de entrenamiento de la Fuerza Aérea de los EE.UU.

Según la alianza Boeing-Saab, la nueva plataforma T-X incluye aviones de entrenamiento, entrenamiento en tierra y apoyo, diseñados juntos desde cero.

“En una carrera altamente competitiva para dar al ejército estadounidense un reemplazo para su obsoleto avión de entrenamiento T-38, Boeing T-X es la única oferta presentada en la que sus componentes, están fabricados en más del 90% en Estados Unidos y 100% hechos para la Fuerza Aérea” señaló la alianza Boeing-Saab.

Boeing diseñó, construyó y voló el primer T-X en solo 36 meses. “Construimos una cultura especial aquí con el T-X. Nuestro equipo le ha dedicado mucho tiempo y talento, y ya hemos logrado cosas increíbles. Estoy orgulloso de ser miembro de este equipo”, dijo Ted Torgerson, director senior de TX.

Lockheed Martin y Korea Aerospace Industries, Ltd. (KAI) han ofrecido el T-50A, basado en el avión T-50 de Korea Aerospace Industries. Según las empresas, el T-50A está hecho para entrenar pilotos de quinta generación. El F-22 Raptor y el F-35 Lightning II tienen capacidades avanzadas que nunca antes habían estado disponibles.

“La formación avanzada de piloto es la clave para aprovechar al máximo esas capacidades. No hay manera más efectiva o asequible que el T-50A para entrenar a la próxima generación de pilotos para volar, luchar y ganar. Con más de 150,000 horas de vuelo en el fuselaje del T-50, el T-50A, en caso de ser elegido, estará listo para ser entregado antes de lo previsto”, dijo Lockheed Martin y Korea Aerospace Industries.

El tercer participante es Leonardo Diagnostic / Retrieval Systems (DRS) con su T-100 basado en el Aermacchi M346. El Sistema de Entrenamiento Integrado T-100 (ITS) es la solución ofrecida por Leonardo DRS en la competencia del T-X para el programa de entrenamiento avanzado de pilotos de la Fuerza Aérea de Estados Unidos.

El T-100, la nueva generación de entrenadores de aviones avanzados basados en el Aermacchi 346 de Leonardo, es un avión bimotor, biplaza, diseñado especialmente para una amplia gama de misiones de entrenamiento, fiabilidad a largo plazo y operaciones rentables.

Defence Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com