La Marina de EE. UU. encarga otro buque de combate litoral en medio de un renovado impulso por mejorar el programa.

La Marina de Estados Unidos puso en servicio el pasado sábado su último barco de combate litoral en medio de un esfuerzo de alto nivel para arreglar los problemas de fiabilidad del barco y crear un camino para que los pequeños barcos de combate de superficie sean útiles en los próximos años.

El monocasco de la variante Freedom LCS St. Louis fue comisionado en una ceremonia privada en su ciudad natal de Missouri, es el 22º LCS (Litoral Combat Ship) y el décimo buque de la variante Freedom para unirse a la flota. Habrá en total 35 LCS en la flota una vez que todos estén comisionados.

El cambio está en el horizonte para la LCS una vez más, que ya ha visto varios cambios en su sistema. Se está realizando un esfuerzo de alto nivel para resolver los problemas con su complicado tren de tracción construido para altas velocidades que han limitado la disponibilidad de los barcos para las tareas, así como para finalmente poner en marcha sus paquetes de misiones largamente retrasadas. Los paquetes de misión harán que las naves sean un casco de guerra de superficie, un cazaminas o un barco antisubmarino.

El Jefe de Operaciones Navales, Almirante Michael Gilday, dijo en una entrevista del 16 de julio que se estaba preparando para aumentar los despliegues de los LCS en dos veces y media en los próximos dos años para finalmente determinar la mejor manera de emplear las naves, así como desarrollar un plan para finalmente desplegar los módulos de misión de minas y ASW.

“Hay cosas a corto plazo que tengo que realizar, y una de ellas es el LCS”, dijo Gilday. “Una parte es la sostenibilidad y la fiabilidad. Sabemos lo suficiente acerca de esa plataforma y los problemas que tenemos que nos acosan con respecto a la fiabilidad y la sostenibilidad, y necesito que se resuelvan.

Estas plataformas existen desde 2008 – tenemos que seguir adelante con sus mejoras y su utilización.

Los expertos que hablaron con Defense News en julio dijeron que es muy probable que la Armada tenga que aceptar menos capacidad de la que había planeado que tuvieran los barcos si se quiere que el servicio saque el máximo provecho de los mismos.

David B. Larter

2 thoughts on “La Marina de EE. UU. encarga otro buque de combate litoral en medio de un renovado impulso por mejorar el programa.

  • el 11 agosto, 2020 a las 13:05
    Permalink

    Estos americanos son más tercos que una mula . Por fuerza quieren dar por válido , algo que ya se ha demostrado que no lo es . Hay un antiguo y muy conocido refran castellano que a éste asunto le viene como anillo al dedo y reza así : ” Aúnque la mona se vísta de seda , mona se queda ” . Pues eso .

    Respuesta
  • el 12 agosto, 2020 a las 15:43
    Permalink

    Hola
    En relación a su costo, estos buques son una basura. Solo una Armada como la estadounidense se puede permitir semejantes experimentos. Entiendo que sacaran experiencia en el desarrollo para poder aplicar a otros sistemas,….pero a que costo!!
    Saludos

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com