La Marina Real Australiana recibe el primer destructor clase HOBART diseñado por la constructora naval española Navantia.

En la mañana de hoy ha tenido lugar en la ciudad australiana de Sydney la entrega  del destructor HMAS Hobart a la Marina Real Australiana en un acto presidido por su Primer Ministro, Malcolm Turnbull acompañado por la ministra de Defensa, Maryse Payne y otras autoridades presentes.

Se trata del primer barco de Navantia que se construye en el extranjero con diseño íntegramente español y,  en palabras de su presidente, Esteban García Vilasánchez, destaca que  “la entrega de este buque supone un hito histórico para la compañía española Navantia y es un claro ejemplo de la capacidad de la Compañía en el campo de la transferencia de tecnología y de trabajar en complejos programas internacionales de un altísimo nivel en un claro exponente de la marca España”.

“Hoy es un día importantísimo para nuestra compañía –ha añadido– ya que tras décadas de desarrollo y esfuerzo, demostramos que somos capaces de exportar y competir al más alto nivel”.

Además de su diseño y la gestión de la construcción de buques, junto con un importante número de equipos y sistemas, Navantia ha gestionado la fabricación del mismo a través de la alianza formada por el astillero local ASC (Corporación de Submarinos Australianos), el integrador del sistema de combate, Raytheon y el Gobierno de Australia.

El buque está basado en las fragatas de clase F-100 “Álvaro de Bazán” de la Armada Española, y dota a la Marina Australiana de unas importantes capacidades de guerra antiaérea y antisubmarina. Los buques de la clase Hobart se componen inicialmente de tres destructores, el DDGH-39 “Hobart”, DDGH-41 “Brisbane” y DDGH “Sydney”; no obstante, según algunos medios no se descarta un cuarto barco de nombre “Melburne”.

Con este primer barco, Navantia se une a la familia de buques diseñados y construidos para Australia, consolidándose como el principal diseñador de buques de superficie de la marina australiana. Además de este buque, Navantia ha construido dos buques anfibios (LHDs), doce lanchas de desembarco (LLC).  Y en la actualidad, fabrica otros dos buques de la clase Hobart y en España dos buques logísticos.

La filial australiana de Navantia ha tenido un papel fundamental en el desarrollo del programa en los últimos años, liderando la fase de construcción de los tres barcos. Por ello, Navantia ha agradecido la confianza puesta en la empresa y se ha comprometido a continuar apoyando el desarrollo de las capacidades de la marina australiana, en particular el programa SEA 5000 para la construcción de nueve fragatas al que opta Navantia. En este sentido, los responsables de Navantia han destacado que la oferta española para este programa, el mayor de buques de superficie impulsado por Australia, es muy sólida, ya que está basada en el buque que hoy se entrega y en la experiencia acumulada por Navantia en los 10 años que lleva trabajando en Australia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *