La Marina restablecerá la 2ª Flota mientras Rusia aumenta su actividad en el Atlántico.

La Marina anunció el pasado viernes que restablecerá su Segunda Flota para supervisar las actividades y operatividad a lo largo de la costa este de la nación y en el norte del Océano Atlántico, mientras busca contrarrestar el aumento de la actividad naval rusa en la región.

La medida es parte de una renovada Estrategia de Defensa Nacional del Pentágono que coloca a sus rivales con adversarios militares cercanos, incluyendo Rusia y China, por encima de la amenaza del terrorismo, afirmo el viernes el almirante John Richardson, jefe de operaciones navales.

“El entorno de la seguridad sigue siendo cada vez más desafiante y complejo”, dijo en Norfolk, Virginia. “Es por eso que hoy, volvemos a restablecer la Segunda Flota para hacer frente a estos cambios, en particular en el Atlántico norte”.

La unidad será responsable de las operaciones y tareas administrativas de los buques, aeronaves y otras fuerzas navales asignadas a la Marina a lo largo de la costa este y en todo el Atlántico norte, de acuerdo con una declaración del Secretario de Defensa. La flota también planificará y realizará operaciones en toda la zona y proporcionará fuerzas para responder a las contingencias futuras.

En septiembre de 2011, la Segunda Flota fue absorbida por el Mando de Fuerza de Flota, una decisión descrita por el servicio como una medida de ahorro de costes. Ahora informará al Comando de Fuerzas de la Flota.

Durante su intervención, el jede de operaciones navales, no aclaró cuándo se establecerá oficialmente la nueva flota, quién la dirigirá o cómo será de grande. Un portavoz de la Marina se negó a hacer comentarios, diciendo que todavía se estaban tomando decisiones.

El Instituto Naval de los EE.UU., citando un memorándum firmado esta semana por el Secretario de la Armada Richard V. Spencer, informó que la Segunda Flota será reestablecida el 1 de julio y tendrá su sede en Norfolk, Virginia.

Cuando fue disuelta, la Segunda Flota estaba comandada por un almirante de tres estrellas.

Con el Atlántico relativamente libre de tensiones militares en el momento en el que se disolvió, la Segunda Flota se centró principalmente en apoyar misiones humanitarias y ayudar a las misiones antinarcóticos con la Cuarta Flota, asignada al Comando Sur de Estados Unidos.

Desde que Rusia se apoderó de la región ucraniana de Crimea en 2014, los buques de guerra estadounidenses han recibido cada vez más solicitudes de misiones de apoyo a los aliados de la OTAN en el Atlántico. Desde entonces, Rusia ha incrementado el ritmo de sus operaciones navales en aguas atlánticas, incluyendo el despliegue cada vez mayor de submarinos y enfrentamientos tensos ocasionales, como los incidentes en los que aviones rusos han sobrevolado peligrosamente buques de guerra estadounidenses.

El restablecimiento de la Segunda Flota permitirá a los altos mandos de la unidad concentrar gran parte de sus esfuerzos en contrarrestar esos movimientos rusos, aclaró un oficial de la Armada.

Corey Dickstein

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com