Las armas rusas en Ucrania se componen de cientos de piezas occidentales.

Según un nuevo informe del Royal United Services Institute, de Reino Unido, se han encontrado más de 450 componentes de fabricación extranjera en las armas rusas recuperadas en Ucrania, lo que demuestra que Moscú adquirió tecnología crítica a empresas de Estados Unidos, Europa y Asia en los años anteriores a la invasión, según el Royal United Services Institute.

Desde el comienzo de la guerra, hace cinco meses, el ejército ucraniano ha capturado o recuperado del campo de batalla armas rusas intactas o parcialmente dañadas. Una vez desmontadas, 27 de estas armas y sistemas militares, que van desde misiles de crucero hasta sistemas de defensa aérea, resultaron depender predominantemente de componentes occidentales, según la investigación compartida con Reuters.

Se trata de la evaluación más detallada publicada hasta la fecha sobre el papel desempeñado por los componentes occidentales en la guerra de Rusia contra Ucrania.

Alrededor de dos tercios de los componentes fueron fabricados por empresas con sede en EE.UU., sobre la base de las armas recuperadas de Ucrania. Los productos fabricados por las empresas estadounidenses Analog Devices y Texas Instruments representaban casi una cuarta parte de todos los componentes occidentales en las armas.

Otros componentes procedían de empresas de países como Japón, Corea del Sur, Gran Bretaña, Alemania, Suiza y los Países Bajos.

Aunque muchos de los componentes extranjeros se encuentran en artículos domésticos de uso cotidiano, como los microondas, que no están sujetos a controles de exportación, un refuerzo de las restricciones a la exportación y su aplicación podría dificultar a Rusia la reposición de su arsenal de armas, como los misiles de crucero.

En un caso, un misil de crucero ruso 9M727, una de las armas más avanzadas del país que puede maniobrar a baja altura para evadir los radares y puede atacar objetivos a cientos de kilómetros de distancia, contenía 31 componentes extranjeros. Las piezas fueron fabricadas por empresas como Texas Instruments Inc y Advanced Micro Devices Inc, con sede en Estados Unidos, así como Cypress Semiconductor, que ahora es propiedad de Infineon AG, una empresa alemana.

En otro caso, un misil de crucero ruso Kh-101, que se ha utilizado para atacar ciudades ucranianas, incluida la capital, Kiev, también tenía 31 componentes extranjeros con piezas fabricadas por empresas como Intel Corporation, con sede en Estados Unidos, y Xilinx, propiedad de AMD.

En respuesta a las preguntas sobre cómo sus chips acabaron en las armas rusas, las empresas dijeron que cumplen con las sanciones comerciales y que han dejado de vender componentes a Rusia.

Analog Devices dijo que la empresa cerró sus negocios en Rusia y dio instrucciones a sus distribuidores para que suspendieran los envíos al país.

Texas Instruments dijo que sigue todas las leyes en los países donde operan y que las piezas encontradas en las armas rusas fueron diseñadas para productos comerciales. Intel dijo que “no apoya ni tolera que nuestros productos se utilicen para violar los derechos humanos”.

Infineon dijo estar “profundamente preocupada” por el hecho de que sus productos se utilicen para fines para los que no fueron diseñados. AMD dijo que sigue estrictamente todas las leyes mundiales de control de las exportaciones.

Muchos de los componentes extranjeros sólo cuestan unos pocos dólares y las empresas rusas habrían podido comprarlos antes del inicio de la invasión de Ucrania en línea a través de distribuidores nacionales o internacionales, ya que podrían utilizarse en aplicaciones no militares.

Sin embargo, más de 80 microchips fabricados en Occidente estaban sujetos a los controles de exportación de Estados Unidos desde al menos 2014, lo que significa que habrían requerido una licencia para ser enviados a Rusia. Las empresas que exportaban las piezas tenían la responsabilidad de llevar a cabo la debida diligencia para garantizar que no se enviaban al ejército ruso o para un uso final militar.

Los hallazgos de la investigación muestran cómo el ejército ruso sigue dependiendo de microchips extranjeros para todo, desde radios tácticas hasta drones y municiones de precisión de largo alcance, y que los gobiernos occidentales fueron lentos en limitar el acceso de Rusia a estas tecnologías, particularmente después de la invasión de Crimea por el presidente Vladimir Putin en 2014.

La guerra de Rusia con Ucrania, que comenzó el 24 de febrero, ha matado a miles de personas, ha desplazado a millones más y ha arrasado varias ciudades. La superioridad de la potencia de fuego rusa, que incluye el uso de misiles balísticos y de crucero, ha ayudado a sus fuerzas a arrasar el este de Ucrania y a ocupar alrededor de una quinta parte del país.

Las tropas rusas han disparado más de 3.650 misiles y cohetes guiados en los primeros cinco meses de la guerra, según el Estado Mayor del Consejo de Seguridad Nacional y Defensa. Entre ellos se encuentran los misiles 9M727 y Kh-101. Los misiles rusos se han utilizado para atacar objetivos como líneas de ferrocarril para interrumpir las líneas de suministro occidentales, infraestructuras militares y objetivos civiles como centros comerciales y hospitales. Rusia ha dicho que sólo ha disparado contra objetivos militares.

Tras la invasión de Ucrania, Estados Unidos anunció amplias sanciones para intentar debilitar la economía y el ejército rusos. Esto incluyó la prohibición de la venta de muchos microchips sensibles a Rusia. Países de Europa, así como Japón, Taiwán y Corea del Sur -todos ellos países clave en la fabricación de chips- han anunciado restricciones similares. Rusia caracteriza el conflicto como una operación militar especial destinada a desarmar a Ucrania. Moscú ha calificado las sanciones como un acto hostil y ha negado que se dirijan a la población civil.

Según algunas fuentes, Rusia está trabajando en la actualidad para encontrar nuevas vías de acceso a los microchips occidentales. Muchos componentes se venden a través de distribuidores que operan en Asia, como Hong Kong, que actúa como puerta de entrada para los productos electrónicos que se dirigen a los militares rusos o a las empresas que actúan en su nombre.

El gobierno de Estados Unidos dijo en marzo que las empresas rusas eran compañías de fachada que han estado comprando productos electrónicos para el ejército ruso. Los registros de las aduanas rusas muestran que en marzo del año pasado una empresa importó productos electrónicos fabricados por Texas Instruments por valor de 600.000 dólares a través de un distribuidor de Hong Kong. Siete meses después, la misma empresa importó otros 1,1 millones de dólares en microelectrónica fabricada por Xilinx.

Texas Instruments y Xilinx, propiedad de AMD, no respondieron a una solicitud de comentarios sobre los datos aduaneros.

Los militares rusos podrían quedar permanentemente debilitados si los gobiernos occidentales refuerzan los controles de las exportaciones, consiguen cerrar las redes de compras clandestinas del país e impiden que se fabriquen componentes sensibles en los estados que apoyan a Rusia.

Andrew MacAskill

13 thoughts on “Las armas rusas en Ucrania se componen de cientos de piezas occidentales.

  • el 9 agosto, 2022 a las 16:43
    Permalink

    Lo hemos comentado en muchas ocasiones, no es es lo mismo ser rico en materias primas, que poder transformar esas materias en productos no ya de alta tecnología, sino de productos de gama media.
    Rusia, un país actualmente de esencia cuasi mafioso, carece de lo necesario para esa transformación.
    Lo siento por los vendedores de lavadoras y PlayStation rusos, son otras víctimas.
    Y por cierto que éste articulo arroja luz sobre los que pensamos que Putin tenía tempranamente en su cabeza invadir Ucrania. Llevaba tiempo preparándose para ello.
    Las conversaciones previas con Macron y demás era paripé, estaba todo decidido desde hacía mucho tiempo.

    Respuesta
  • el 9 agosto, 2022 a las 16:49
    Permalink

    La empresas rusas dependen de los Chips occidentales? alguien sabe si se fabrican chips en Rusia? de donde piensan que los iban a sacar si no? otro gol que les han metido a los Americanos. Espero que a partir de ahora espabilen.

    Respuesta
  • el 9 agosto, 2022 a las 21:00
    Permalink

    En Occidente se fabrican muchos chips and fish, así es que no hay problemas. Rusia está perdida y las tropas rusas ya no existen, están todas muertas por el bravo empuje ucraniano. La economía rusa hundida y el país volvera al siglo XVI en breve plazo. Es el fin del comunismo.
    Ahh se me olvidaba China no tiene nada que hacer contra Taiwan, su potente ejercito apoyado por Usa, invadirá China continental y pondrá una demosgracia en el país. Cómo se nota que muchos de los que participan son de mediados del siglo XX y de tecnología quitando el whatsapp y facebook no tienen ni pajolera idea, así nos va como país

    Respuesta
    • el 10 agosto, 2022 a las 00:37
      Permalink

      te ha gustado cómo ha reventado el aeropuerto con avioncitos rusos en plena Crimea? ha sido espectacular.

      Respuesta
    • el 10 agosto, 2022 a las 07:24
      Permalink

      Usando la ironía, no quita que las tropas rusas, en vez de que fueran recibidas con flores, hayan sido recibidas con bombas y que ahora estén luchando por sus vidas.

      China, si fuese una democracia como la taiwanesa en vez de una dictadura que se aferra al poder encarcelando y matando a su propia gente, no tendría que invadir a Taiwán, ya serian una.

      Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 00:19
    Permalink

    La guerra terminará el día despues de que se sancionen a las empresas chinas que comercian con Rusia y sus países satelites,mientras es teatro de los USA para hacer el negocio del siglo a costa de la UE,los europeos estamos en manos de politicos ineptos

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 01:10
    Permalink

    Interesante conocer, ¿Cuántos chips occidentales, tendrán los misiles balísticos rusos?….

    ¿Serán esos misiles rusos, tan efectivos como sus armas convencionales?

    Gracias a Mr. Putin, ha quedado en evidencia, las grandes debilidades de la industria armamentista rusa.

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 02:47
    Permalink

    Hay que prohibir a Nintendo Canon y Atari exportar sus productos a Rusia.

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 07:26
    Permalink

    Nótese, los PCB están hechos en China, por eso no tienen signos rusos.

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 12:49
    Permalink

    Y de donde sacan sus semiconductores los drones iranies? Nadie piensa en ello?

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 12:50
    Permalink

    China fabrica semiconductores que sin duda se los prorcionará a Rusia, Corea del Norte, Iran

    Respuesta
  • el 10 agosto, 2022 a las 12:57
    Permalink

    Hay que prohibir exportar todo tipo de articulos de uso civil o militar que lleven semiconductores a Rusia, hay que ser realistas todo lo que se les proporcione lo volcarán en la industria militar y al igual que a Europa le han cortado el gas para que sufran sus ciudadanos en invierno que también lo sufran los ciudadanos rusos cuando sus tv, frigorificos, lavadoras etc, dejen de funcionan por falta de placas de control

    Respuesta
  • el 11 agosto, 2022 a las 01:26
    Permalink

    Bueno , pues aquí lo tienes Perseo . Mas claro , agua .

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.