Las diferencias entre partidos políticos de Eslovaquia retrasan la compra de aviones de combate.

El primer ministro eslovaco ha informado que los contratos firmados por el Ministerio de Defensa para la compra de aviones de combate F-16V no son válidos al no estar aprobados previamente por el Ministerio de Finanzas.

El primer ministro de Eslovaquia se enfrentó el viernes con el Ministerio de Defensa por un acuerdo de compra de aviones de combate F-16V en lo que se prevé será la mayor compra militar del país como miembro de la OTAN.

El Ministerio de Defensa de Eslovaquia anunció el viernes 30 de noviembre que había firmado tres cartas de oferta y aceptación para adquirir 14 aviones F-16, municiones, apoyo logístico y formación de pilotos y personal de tierra fabricados por Lockheed Martin, en un acuerdo que se valoró en casi 1.600 millones de euros (1.800 millones de dólares) en el mes de julio. En este acuerdo se estipulaba que los aviones se entregarían a finales del año 2023.

Sin embargo, horas más tarde del propio viernes, el primer ministro Peter Pellegrini emitió un comunicado en el que afirmaba que los contratos no eran válidos porque no habían sido aprobados previamente por el Ministerio de Finanzas.

El ministro de defensa está encabezado por Peter Gajdos, del Partido Nacional Eslovaco (SNS), euroescéptico nacionalista de extrema derecha, y socio menor de la coalición de centro-izquierda de Pellegrini, (Smer-SD).

Analistas independientes sostienen que el choque probablemente estaba enraizado en una lucha interna de poder dentro de la coalición.

Eslovaquia, miembro de la OTAN y de la eurozona con 5.4 millones de habitantes, está intentando reemplazar su antigua flota de aviones de combate MiG-29 de diseño soviético y fabricación rusa.

 

Avión eslovaco MiG-29 Fulcrum.
Larga y controvertida compra de F-16

Eslovaquia había estado en conversaciones para comprar aviones Gripens a Saab, pero Gajdos paralizó las conversaciones e invitó a otros licitadores, y el campo finalmente se redujo  en febrero a una elección entre F-16 Vipers y JAS-39 C/D Gripens.

Entre sus vecinos más cercanos, Hungría y la República Checa operan aviones multipropósito Gripen de fabricación sueca, mientras que Polonia cuenta con una flota de F-16. Eslovaquia y la República Checa tienen un acuerdo de “cielo común” en el que los dos se ayudan a proteger mutuamente el espacio aéreo de la otra parte y también podrían haber compartido el mantenimiento y la formación de pilotos si Eslovaquia hubiera elegido el Gripen.

En abril, el Departamento de Estado de Estados Unidos aprobó una venta estimada de 2.910 millones de dólares por 14 aviones F-16 Viper a Eslovaquia, junto con una extensa lista de equipos, asistencia y capacitación. La venta propuesta incluía misiles aire-aire AIM-120C7 AMRAAM y AIM-9X Sidewinder, y kits de bombas guiadas Paveway y JDAM.

En julio, Pellegrini dijo que el gabinete había aceptado una propuesta presentada por Gajdos para comprar los F-16.

“Eslovaquia pagará 1.589 millones de euros [1.800 millones de dólares] por 14 aviones de combate, entrenamiento de pilotos, municiones y apoyo logístico durante dos años”, indicó Pellegrini a Reuters.

Gajdos durante su presentación añadió que la oferta de Estados Unidos era mejor “en todos los aspectos” y que era “la mejor solución posible”.

Según Pellegrini, la oferta de Estados Unidos fue mejor en precio y en términos técnicos. Afirmó que, aunque el desembolso inicial para el F-16 era varios cientos de millones de euros superior al del Gripen, a lo largo de sus 30 años de vida, el avión era menos costoso.

Avión Saab Gripen JAS-39 C/D

Esa controvertida evaluación del coste del ciclo de vida realizada por el Ministerio de Finanzas concluyó que el F-16 sería un ocho por ciento más barato que el Gripen, pero Gadjos aclaro que si bien el acuerdo con Estados Unidos estaba “listo para la firma, la parte sueca insistió en la negociación de los detalles sólo después de que se tomara una decisión del gobierno”.

En septiembre, el vicepresidente de Lockheed Martin, Orlando Carvalho, anunció que los primeros cuatro F-16 llegarían a Eslovaquia a principios de 2023, lo que contradice la declaración del Ministerio de Defensa del viernes.

Carvalho adelantó que la capacitación de los pilotos estaba programada para comenzar a finales de 2018 o principios de 2019, y que se esperaba que alrededor de 22 pilotos recibieran capacitación junto con más de 150 técnicos de mantenimiento.

AFP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com