Las fuerzas terrestres rusas reciben el último sistema de defensa aérea con misiles Tor-M2

Las unidades de defensa aérea de las fuerzas terrestres rusas están recibiendo los últimos sistemas de misiles antiaéreos (SAM) Tor-M2 de corto alcance. Una unidad puede controlar el espacio aéreo en el área de defensa de un regimiento o brigada. Es la única arma en el mundo capaz de disparar en movimiento, dijo al diario Izvestia el diseñador jefe de la Oficina de Misiles Tácticos de Vympel, que diseñó el misil 9M338 para el Tor-M2, Viktor Yeletsky.

El sistema Tor fue reemplazado por Tor-M1 y ahora por el Tor-M2. El Tor-M2 está equipado con un software que cumple totalmente con los requisitos de combate modernos. Puede disparar simultáneamente a cuatro objetivos, mientras que el primer Tor solo podía disparar a un solo objetivo.

El Tor-M2 cubre una extensión de frente más larga que los anteriores. En el pasado, un batallón o regimiento de defensa aérea tenía que hacer una parada para disparar a un objetivo y posteriormente disparar. Ahora el arma puede disparar en movimiento. Garantiza la destrucción de cualquier aeronave o avión no tripulado, incluidos misiles de crucero y bombas de planeo. La precisión de estos ataques ha permitido abandonar la práctica de atacar un objetivo con dos misiles.

La ideología de la defensa aérea de combate surgió a principios de la década de 1960 y fue llamada a atacar varias armas en distintas líneas de defensa. El S-300 está a cargo de la primera línea con un alcance de más de cien kilómetros, opera en la línea media y destruye objetivos a una distancia de 50 – 70 kilómetros. El Tor-M2 ataca a objetivos que rompen las dos primeras líneas. El alcance del misil 9M338K permite al Tor-M2 defender 20 kilómetros de una línea de frente. 

Los diseñadores duplicaron el número de misiles Tor-M2 a 16 misiles 9M338K. En los conflictos modernos, nadie predice una lucha con objetivos individuales. En raras ocasiones, puede ser un avión de reconocimiento o un avión no tripulado. La defensa aérea tendrá que enfrentarse principalmente a ataques masivos. En 2016, se lanzaron cinco objetivos a la vez durante las pruebas del Tor-M2DT (Ártico). Todos fueron destruidos por cinco misiles y tres por un impacto directo.

Las altas características se deben a la aerodinámica de los misiles. Los diseñadores rechazaron las grandes superficies de carga. El misil puede entrar en ángulos de ataque mayores que sus predecesores.

Los diseñadores también abandonaron el lanzamiento de la catapulta para disminuir el peso y aumentar la fiabilidad. El misil Tor-M2 sale del lanzador con la ayuda de generadores de gas de peso reducido que funcionan durante un corto periodo de tiempo.

Es difícil destruir completamente una bomba planeadora por un impacto directo. La bomba tiene un casco grueso que es difícil de perforar con una ojiva ligera. Es necesario destruir el bloque de comandos. Hay un sistema que puede golpear la unidad y destruirla o dejarla inoperativa. Algunos sistemas análogos extranjeros están cerca de los parámetros y características del Tor-M2. Pero el arma rusa no tiene precedentes por su capacidad total. Los ingenieros franceses tienen diseños similares, pero están en fase de prueba. La ventaja del proyecto es la cabeza de guerra infrarroja, pero aumenta radicalmente el coste del arma.

Diario Izvestia

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com