Los buques chinos ganarían en un combate naval a los LCS clase Freedom.

Al menos en las simulaciones de juegos de guerra navales.

La Marina de Estados Unidos espera seleccionar a finales de 2019 o primeros de 2020 un astillero para construir la nueva fragata de misiles guiados de la flota.

Las 20 fragatas fuertemente armadas reemplazarán aproximadamente a la mitad de los 50 buques de combate litoral (LCS) que la Marina había planeado comprar antes de darse cuenta de que los LCS ligeramente armados posiblemente no podrían sobrevivir en un gran combate naval.

¿Cómo de vulnerables son los LCS?

En 2013, el experto periodista en defensa Kyle Mizokami puso a prueba a este veloz buque de 3.000 toneladas de desplazamiento, en un juego de guerra por computadora de alto nivel, enfrentando de manera simulada un LCS contra varios buques chinos.

Tras las pruebas, el periodista dijo “el resultado no es bueno, y es una lección desgarradora para ser cautelosos sobre cómo equipar al ejército estadounidense”.

El simulacro de batalla se desarrolló cerca del atolón Shoal de Scarborough en el Mar de la China Meridional. En la vida real, Filipinas y China reclaman como propio el rico atolón. En la simulación de Mizokami, una fuerza china compuesta por el destructor Changde y la corbeta Qinzhou emboscan y hunde un par de fragatas filipinas con sus potentes armas.

Dos Buques de Combate Litoral (LCS), USS Fort Worth LCS-3 y USS Freedom LCS-1, son los primeros en llegar a la escena de la catástrofe. El destructor estadounidense de la clase Arleigh Burke DDG-97, Halsey, también está en camino.

“Es una apuesta porque los Buques de Combate Litoral no están bien protegidos contra los misiles antibuque, ya que sólo tienen sus cañones de 57 milímetros y sus soportes para lanzamisiles Rolling Airframe”, escribe Mizokami. “Creo que la corbeta Qinzhou no tiene misiles antibuque. Puede que el destructor Changde aún tenga todos sus misiles, pero también ha sufrido graves daños por el intercambio de disparos con los buques filipinos”.

Moviéndose a más de 40 nudos, los LCS Fort Worth y LCS Freedom comienzan a cerrar la brecha. Los buques chinos Qinzhou y Changde se vuelven hacia el Fort Worth. Aparentemente quieren pelear.

Ambos LCS tienen órdenes de atacar al enemigo tan pronto como se acerquen lo suficiente para disparar sus misiles Griffin de superficie a superficie. Entre ambos buques tienen 30 misiles AGM-176 Griffins.

A cuatro millas, el Fort Worth dispara hacia el Qinzhou con su cañón de 57 milímetros. El Qinzhou inmediatamente devuelve el fuego con su cañón de 76 milímetros, dañando ligeramente al Fort Worth. Desafortunadamente, el lanzador de misiles Rolling Airframe del Fort Worthes ha sido destruido con los primeros disparos que recibe, lo que significa que está fuera de las defensas antimisiles activas.

El lanzador de misiles de los AGM-176 Griffin queda fuera de combate, lo que significa que el único armamento del Fort Worth es un solo cañón de 57 milímetros. En cuestión de minutos, eso también es destruído.

El Fort Worth está herido, con un incendio a bordo y fuertes inundaciones de algunas zonas de su casco. Está indefenso a esa distancia. Es hora de irse. El Fort Worth gira para correr hacia el sur a máxima velocidad, pero sigue siendo golpeado por el cañón de 76 milímetros del Qinzhou. Telémetros láser, radar de dirección de armas, cañones Bushmaster de 30 milímetros, todos destruidos… los informes de daños siguen llegando.

El USS Fort Worth está condenado.

Como si eso no fuera suficientemente malo, el destructor Halsey detecta dos misiles antibuque lanzados desde el sur, a medio camino entre él y el Fort Worth en las cercanías del atolón Shoal de Scarborough. ¿Podrían ser de un submarino?

Sean lo que sean, se mueven a 520 nudos de velocidad. Los dos misteriosos misiles se dirigen hacia el norte, en busca del Fort Worth. El Halsey intenta de nuevo intervenir, lanzando una salva de cuatro misiles de defensa aérea SM-6 que en cuestión de segundos están viajando a Mach 3,5 de velocidad (4.320 km/h). ¿Llegarán a las amenazas a tiempo?

De repente, ya no importa. El Fort Worth se vuelca.  

El USS Freedom LCS-1 se acerca al Changde. “A 5,7 millas, el Freedom informa que el buque chino tiene daños e inundaciones importantes en el ya herido Changde“, escribe Mizokami. “Abre fuego con el cañón de 57 milímetros, anotando rápidamente varios impactos. El arma del Changde debe estar dañada, porque no responde”.

Pero las armas del LCS son demasiado ligeras para hundir al destructor chino.

El Changde recibe muchos disparos, pero no cae, probablemente debido al pequeño tamaño del proyectil de 57 milímetros. El Freedom avanza a más de 40 nudos, disparando con su cañón”.

A una distancia de tres millas, los misiles Griffin del Freedom se lanzan. Ya era hora, porque el cañón de 57 milímetros se atasca. El buque chino Changde ya tiene un incendio de tamaño medio e inundaciones importantes. Varios Griffins fallan, pero la mayoría de ellos golpean al Changde.

Sin embargo, no causan ningún daño apreciable a la nave ya dañada: los misiles Griffin tienen una ojiva que pesa tanto como dos ordenadores portátiles. El siguiente misil antibuque más grande del inventario estadounidense, el Harpoon, tiene una ojiva que pesa 488 libras. Pero no hay misiles Harpoons en cientos de kilómetros.

Finalmente, con el último de los misiles del Freedom gastados, el Changde cae. Pero la corbeta Tipo 056 Qinzhou, ha llegado al atolón y ataca al Freedom con su cañón de 76 milímetros. Debido al corto alcance del cañón de 57 milímetros, el Freedom no puede devolver el fuego.

La corbeta Quinzhou y el USS Freedom ahora están atrapados en un tiroteo y sólo uno de ellos conseguirá zarpar. El Freedom tiene un cañón de disparo rápido y probablemente un mejor control del fuego, pero los proyectiles de la Quinzhou son más grandes.

El Freedom se incendia. Y ahí es donde termina el juego de guerra.

Conclusión: el Buque de Combate Litoral (LCS) no funciona como se esperaba.

Sin duda, la Marina ha estado realizando simulaciones similares, después de que Mizokami destruyera dos LCS. Desde primeros de 2019 la Armada ha reducido drásticamente el programa LCS en favor de la compra de fragatas más duras y con armas más pesadas.

David Axe

5 comentarios en “Los buques chinos ganarían en un combate naval a los LCS clase Freedom.

  • el 22 septiembre, 2019 a las 21:32
    Permalink

    Pensar en que tu superioridad marítima es la cantidad de buques o en su tamaño, es un absurdo en nuestros tiempos , pequeñas corbetas , con un buen cañón con calibre, misiles , buque, buque, torpedos de nueva generación, misiles aire y sobre todo un buen sistema de defensa combinado antimisiles es suficiente, con unas dotaciones mínimas es lo necesario en los actuales escenarios

    Respuesta
    • el 23 septiembre, 2019 a las 23:16
      Permalink

      Todo depende que para que se quieran los barcos y contra quien los pienses usar, aqui hablamos de 2 barcos de guerra costeros y de dos fragatas filipinas, que tienen ya mas años que el mear de pie, no nos hagamso lios, si en lugar de las dos fragatas filipinas hubiera un Arleigh Burke probablemente los barcos chinos ni le habrian olido…
      Esa filosofia esta bien para algunos escenarios pero la prueba de que no es la correcta en todos los escenarios son los propios desarrollos chinos que incluyen fragatas de mucho mas tonelaje e incluso portaaviones….

      Respuesta
  • el 23 septiembre, 2019 a las 05:30
    Permalink

    Si, creo que muchas naves pequeñas con misiles hipersonicos antibuque y misiles superficie-aire es mas barato y peligroso que un grupo de ataque tradicional.
    Pero los yanquis aman lo grande. VAn a tener que cambiar de doctrina antes de recibir una paliza.

    Respuesta
    • el 23 septiembre, 2019 a las 23:02
      Permalink

      El objetivo de un grupo de ataque no es destruir barcos, empezando por ahi… Los escoltas son para defender al portaaviones y apoyar las operaciones ofensivas por ejemplo con misiles de crucero o bombardeando la costa si se trata de una fuerza expedicionaria pero el fin de un grupo de ataque no es la guerra naval, asi que tu razonamiento carece del mas minimo sentido.

      Respuesta
    • el 23 septiembre, 2019 a las 23:49
      Permalink

      Si ! van a recibir una paliza de parte de los juguetes chinos o rusos, -o de ambos la technologia los china o rusa, no estan a la altura, si quiera, de la mayoria de potencias europeas, sigue soñando

      Respuesta

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com