Mahindra y Boeing se unen para construir aviones de combate F/A-18 en la India.

La empresa Mahindra Defense Systems de la India, o MDS, una subsidiaria del principal fabricante de automóviles Mahindra & Mahindra con sede en Bombay, ha firmado un acuerdo con el fabricante de aviones estadounidense Boeing para construir aviones de combate F/A-18 Super Hornet en la India. También está prevista la participación de Hindustan Aeronautics.

Esta es la primera incursión de la compañía Mahindra en armamento ofensivo. Hasta ahora ha fabricado equipos de defensa que no son de combate, como vehículos blindados civiles y sistemas de radar.

Representantes de las tres empresas firmaron el acuerdo mediante una carta de intenciones en abril durante la feria comercial Defexpo en la ciudad sureña de Chennai aunque hasta la fecha no se había hecho público.

Detalles sobre cuándo y dónde comenzará la producción de los Súper Hornet, cuántos aviones se construirán y el coste del proyecto, no fueron revelados. En una declaración conjunta de los socios dijeron que fabricarán el caza localmente  para las fuerzas armadas indias. Las empresas también cooperarán en investigación y desarrollo, se lee en el comunicado.

Un miembro de Mahindra dijo que el acuerdo se basa en un memorándum, y que los detalles aún no se han resuelto, pero que la compañía inicialmente suministrará el caza al ejército indio y podrá exportar este avión en el futuro. El primer ministro Narendra Modi y el ministro de Defensa Nirmala Sitharaman también expresaron su total acuerdo a esta iniciativa expresando su deseo de crear una gran empresa aeronáutica en el país.

La declaración no especificó los cometidos de las compañías en el proyecto, pero fuentes informaron que Boeing licenciará la tecnología para el F/A-18, Hindustán Aeronautics  será el principal constructor del avión y MDS fabricará los componentes. El ejecutivo dijo que la experiencia de la compañía en la fabricación de piezas de aviones y la exportación en el mercado de la aviación civil será muy útil.

En la feria comercial Defexpo, MDS también anunció que trabajará con la empresa japonesa ShinMaywa Industries para fabricar componentes del avión de rescate anfibio de la Armada de Japón US-2.

MDS, fundada en 2012, tiene tres filiales relacionadas con la defensa, incluyendo una empresa conjunta con Telephonics of the US, Mahindra Telephonics Integrated Systems, en la que tiene una participación del 51%. Las ventas de Mahindra Telefonía alcanzaron los 200 millones de rupias en el año finalizado en marzo de 2017.

Mahindra & Mahindra, que es propietaria de MDS, es principalmente un fabricante de automóviles. Fue el tercer fabricante de automóviles de pasajeros de la India y el segundo mayor fabricante de vehículos comerciales en el año finalizado en marzo. La compañía también tiene una gran participación del mercado de SUV y esas habilidades ayudan a MDS a fabricar vehículos blindados.

Los expertos dicen que el éxito depende de cuántos aviones decida comprar el Ministerio de Defensa ya que es el ministerio quien determina las necesidades de equipamiento de las fuerzas armadas.

El gasto anual en armas y otros equipos de defensa ha disminuido en los últimos años, según documentos publicados por un comité de defensa en el parlamento indio. El presupuesto de hardware ha caído desde el año fiscal hasta marzo de 2015, cuando alcanzó un máximo de 736.500 millones de rupias.

Como parte de su impulso para fomentar la industria de la defensa, el gobierno de Modi aumentó en 2014 el tope de la inversión extranjera en el sector de la defensa a un 49% desde el 26%. A pesar del cambio de política, la inversión directa extranjera, que promueve las transferencias de tecnología, no ha variado.

Un alto funcionario de Mahindra insinuó que el gobierno tiene la culpa de los ambiguos planes de asociación con Boeing. En una aparente muestra de frustración, el funcionario dijo en una entrevista con el Nikkei Asian Review durante Defexpo que más pedidos del ministerio impulsarían la inversión extranjera, y no al revés.

Teniendo en cuenta que la fuerza aérea es un comprador de armas bastante activo, tanto en términos de presupuesto total como en el número de pedidos directos a compañías extranjeras, con respecto a otras ramas militares de la India, la asociación de MDS con Boeing parece sensata. Pero si quiere una industria de defensa vibrante, el gobierno de Modi debe diseñar una estrategia nacional transparente y consistente que explique cómo planea promover la producción nacional.

El gobierno ha citado la adquisición de equipos de defensa como una parte importante de la diplomacia bilateral en muchas ocasiones. Al mismo tiempo, ha tratado de dar prioridad al desarrollo tecnológico a través de la Organización de Investigación y Desarrollo del Ministerio de Defensa.

Nikkei Asian Review

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com