Raytheon producirá nuevos misiles de crucero Tomahawks para la Marina de EE.UU.

Raytheon Missile Systems recibió ayer viernes dos contratos por un total de 641.3 millones de dólares para trabajar en misiles Tomahawk para la Marina, según el Departamento de Defensa.

El BGM-109 Tomahawk es un misil de crucero de largo alcance, subsónico, con capacidad todo tiempo, de origen estadounidense. Fue diseñado por General Dynamics en los años 1970 como un misil de medio a largo alcance, para volar a baja altura a velocidad subsónica, de modo que pueda ser lanzado desde un submarino sumergido o la cubierta de una fragata de misiles. Ha sido mejorado varias veces y, por medio de varias adquisiciones corporativas, ahora es fabricado por la empresa de tecnología militar Raytheon. Su alcance máximo es de 1600 kilómetros y su capacidad de ataque puede albergar cualquier tipo de explosivo, incluyendo cabezas nucleares.

El Bloque IV tiene un enlace de datos que le permite cambiar de objetivo (reprogramar) mientras está en vuelo, y puede merodear durante horas y cambiar de rumbo a voluntad del mando, la serie del Bloque IV incluye navegación y comunicación mejoradas respecto al Bloque III.

El primero de los contratos por un valor de 493,4 millones de dólares, incluye la recertificación y modernización de los misiles tácticos Tomahawk Block IV para actualizar sus kits de navegación y comunicación.

La mitad del trabajo se realizará en Tucson, Arizona, y otras partes del proyecto se llevarán a cabo en Boulder, Colorado, Ogden, Utah, Camden, Arkansas y otros lugares dentro y fuera del territorio continental de Estados Unidos.

El contrato también prevé la recertificación de repuestos y la vigilancia de la obsolescencia.

Se espera que los trabajos estén terminados para septiembre de 2023.

El segundo contrato está valorado en 147,9 millones de dólares y financia la producción y entrega de 90 misiles del sistema de lanzamiento vertical táctico Tomahawk (TACTOM) Lote 16 Block V Block T90 y otros equipos y servicios relacionados.

Un cuarenta por ciento del trabajo de este contrato se realizará en Tucson, y otras partes se llevarán a cabo en una variedad de lugares en los Estados Unidos continentales, como Walled Lake, Michigan, Gainesville, Virginia y El Segundo, California.

Se prevé que este finalice en agosto de 2022.

Christen McCurdy

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com