Suiza pone tope al gasto para la adquisición de nuevos aviones de combate.

En su reunión de ayer 15 de mayo, el Consejo Federal de Suiza decidió continuar el procedimiento relativo  al programa Air 2030 y ordenó a la DDPS (Departamento de Defensa de Suiza, Protección Civil y Deporte) para que presente antes del mes de septiembre, un borrador de planificación para la adquisición de nuevos aviones de combate. 

El Consejo Federal tomó esta decisión después de revisar las opiniones presentadas durante el procedimiento de consulta (de mayo a septiembre de 2018) y de considerar la consulta presentada en diciembre de 2018, en la que se pedía a los ciudadanos que votaran si estaban de acuerdo en comprar nuevos aviones de combate (antes de la elección del tipo de aeronave). 

Para el Consejo Federal, varias razones hablan a favor de mantener el  orden de planificación y su limitación a la adquisición de aviones de combate: 

– La adquisición de nuevos aviones de combate es un proyecto de gran importancia y los aviones actuales están llegando al final de su vida útil; si no se sustituyen a tiempo, Suiza ya no podrá, a más tardar en 2030, proteger su espacio aéreo y, menos aún, defenderlo. 

– La importancia política de la adquisición se ve subrayada por el hecho de que los dos últimos proyectos de adquisición de aviones de combate se tradujeron en encuestas populares, en 1993, tras una iniciativa popular, y en 2014 sobre la base de un referéndum. Sin embargo, no se trata de una decisión democrática directa por medio de un referéndum, sino de una expectativa que debe tenerse en cuenta políticamente. 

– El Consejo Federal opina que la expectativa de la población de decidir sobre la adquisición en una votación popular se refiere solo a los aviones de combate. La adquisición del sistema de defensa tierra – aire de largo alcance, menos controvertido políticamente, puede seguir el procedimiento ordinario, es decir, sin requerir una decisión política preliminar sobre el programa de armas. 

Adquisición de un sistema paralelo de defensa tierra-aire. 

En este punto, el Consejo Federal considera que las defensas terrestres y aéreas deben estar vinculadas en aras de una protección y defensa eficaces del espacio aéreo. Estos están correlacionados, no sólo en términos de adquisición, sino también en términos de compromiso. Por este motivo, el Consejo Federal encargó a la DDPS que llevara a cabo en paralelo la adquisición de un sistema de defensa tierra – aire de largo alcance, en coordinación técnica con los nuevos aviones de combate y de acuerdo con el calendario establecido. 

Volumen máximo de financiación de 6.000 millones de francos suizos (5.942 millones de dólares) para nuevos aviones de combate. 

Según la decisión del Consejo Federal de noviembre de 2017, la adquisición de nuevos aviones de combate y de un sistema de defensa tierra – aire de largo alcance podría planificarse para un volumen máximo de financiación de 8.000 millones de francos suizos. Dado que el decreto de planificación solo cubre el componente de los aviones de combate y que debe mencionar la cantidad máxima de financiación, el Consejo Federal ha establecido en 6.000 millones de francos la parte que se les asignará. 

Casos de indemnización por el 60% del valor del contrato. 

La compensación tiende a aumentar la compra de armas. Deben explicarse mediante  un fortalecimiento selectivo y sostenible de la base industrial y tecnológica suiza en el ámbito de la política de seguridad. El requisito del 20% de los casos de compensación directa y del 40% de los casos de compensación indirecta en esta rama, ya aplicados en las primeras solicitudes de ofertas, satisface este requisito. Para el 40% restante, de acuerdo con la práctica actual, no se formuló ningún requisito de contenido en las solicitudes de licitación. 

Teniendo en cuenta el elevado volumen contractual, que complica los requisitos de cumplimiento, la ausencia de una justificación de la política de seguridad para el último 40% y los costes adicionales en que probablemente  incurrirán las compensaciones, el Consejo Federal ha decidido solicitar casos compensatorios directos del 20 % del valor del contrato, así como casos compensatorios indirectos del 40% en el campo de la base de seguridad industrial y tecnológica por un importe correspondiente, en total, por lo tanto, el 60% (en lugar del 100% anteriormente). 

Defense aerospace.com

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com