La Fuerza Aérea de EE.UU. sigue teniendo escasez de pilotos y espera que la tecnología ayude a cerrar la brecha.

La Fuerza Aérea de Estados Unidos aún está lejos de su objetivo de formar a unos 1.500 nuevos pilotos al año, ya que intenta subsanar un déficit persistente y ayudar a mantener el ritmo del prolongado éxodo de pilotos que se dirigen a puestos de trabajo bien remunerados en las aerolíneas comerciales.

Leer más