Un barco de la Armada estadounidense navega hasta Hawai sin nadie a bordo.

Un barco autónomo de 132 pies de largo (40,3 m) ha hecho historia al viajar desde San Diego a Pearl Harbor en Hawai y regresar nuevamente a San Diego sin marineros a bordo para dirigir su trayecto.

El Sea Hunter, el primer barco trimarán no tripulado de la US Navy desarrollado para la caza de submarinos y misiones contra las minas, viajó miles de millas entre San Diego y Pearl Harbor el mes pasado.

Los miembros de la tripulación de un barco de escolta abordaron el Sea Hunter durante breves periodos de tiempo para comprobar los sistemas eléctricos y de propulsión, según un comunicado de prensa de Leidos, una compañía de ciencia y tecnología que diseñó y construyó el Sea Hunter. Durante la mayor parte del viaje, sin embargo, el barco no tenía tripulación.

“La reciente misión de largo alcance es la primera de su tipo y demuestra a la Marina que la tecnología de autonomía está lista para pasar de las etapas de desarrollo y experimentación a las pruebas de misión avanzadas”, señaló Gerry Fasano, presidente del grupo de defensa, en el comunicado.

La Oficina de Investigación Naval de la US Navy (ONR, por sus siglas en inglés), que dirigió la prueba de tránsito hacia y desde Hawai, no quiso hacer declaraciones citando preocupaciones de seguridad operacional.

Dan Brintzinghoffer, de la división de sistemas marítimos de Leidos, indicó que la idea no es reemplazar a los barcos con vehículos como el Sea Hunter, sino liberar al personal a bordo de buques más grandes para que asuma tareas más complejas.

“Es probable que los vehículos autónomos se concentren en los conjuntos de misiones ‘aburridos, sucios o peligrosos’ y puedan operar alrededor de los océanos del mundo”, apuntó Brintzinghoffer. “Por ejemplo, un barco autónomo puede realizar misiones de reconocimiento hidrográfico, liberando barcos tripulados para cumplir otras misiones”.

Cuando la Marina bautizó al Sea Hunter en 2016, los funcionarios dijeron que podría cambiar la naturaleza de las operaciones marítimas de Estados Unidos . Utiliza un conjunto de herramientas de navegación y vigilancias automatizadas que le permiten navegar de forma segura cerca de otros barcos en cualquier condición meteorológica o tráfico durante el día o la noche.

La Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de la Defensa dirigió el diseño y la construcción del buque y luego se asoció con la ONR para realizar pruebas en aguas abiertas.

El proyecto se transfirió completamente a la ONR a principios de 2018, confirmó Bob Freeman, portavoz de la agencia, cuando se trasladó a “un área de investigación mucho más sensible a la seguridad”.

Leidos está construyendo actualmente un segundo casco Sea Hunter. La compañía recibió un contrato de 43 millones de dólares para comenzar la construcción del barco que se basará en algunas de las capacidades del primer Sea Hunter, anunció Leidos el mes pasado.

El Sea Hunter es un trimarán capaz de alcanzar los 27 nudos propulsado por dos motores diésel cuyo consumo le permite una autonomía de 90 días y un alcance de 10.000 millas náuticas (unos 18.500 kilómetros) a una velocidad de 12 nudos (22,22 km/h).

Gina Harkins

Un comentario en “Un barco de la Armada estadounidense navega hasta Hawai sin nadie a bordo.

  • el 9 julio, 2019 a las 23:20
    Permalink

    El desarrollo de máquinas autónomas cada vez más se conectan en actividades del aire, el mar, tierra y el espacio. Su rápido crecimiento y el adicionamiento de otras tecnologías como la energía harán de las nuevas máquinas manejadas a distancia un nuevo “boom” industrial que sólo contados países han ingresado a éste desafío.

    Respuesta

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com