Un caza F-16 israelí derribado por un misil antiaéreo sirio.

Fuentes oficiales israelíes han confirmado que el caza F-16 derribado este sábado fue alcanzado por un misil antiaéreo sirio.

Al parecer y según la información facilitada por la agencia Reuters, el cazabombardero F-16 de fabricación estadounidense, regresaba a su base después de atacar una instalación militar gestionada por Irán en el interior del territorio sirio.

El ataque se había producido en respuesta a la presencia de un avión teledirigido iraní en el espacio aéreo de Israel. Un helicóptero de combate AH-64 Apache de Israel consiguió posteriormente interceptarlo cuando se dirigía hacia Beit Shean y derribarlo.

Según los militares, los dos pilotos del avión consiguieron eyectarse y saltar en paracaídas en la zona norte de Israel. Posteriormente fueron trasladados a un hospital en la localidad de Haifa. Uno de ellos se encontraba gravemente herido y el otro presentaba heridas leves, La policía dijo que los restos del F-16 cayeron junto a una carretera en el valle de Jezreel en el norte de Israel.

Imagen de un caza F-16 israelí igual al derribado.

Se trata del incidente más grave en el que se ha visto implicado el Estado hebreo en los casi siete años de guerra civil en el vecino país árabe, y de la primera aeronave israelí derribada desde el 2006.

El Ejército sirio asegura que disparó misiles tierra-aire en respuesta a una “agresión” contra una base militar en el centro del país sobre las 4.30 y que “más de un avión” israelí fue alcanzado, según un comunicado difundido por la agencia estatal de noticias SANA. Una nueva incursión israelí contra puestos militares sirios en la provincia de Damasco fue registrada poco después. Un portavoz castrense israelí precisó que su aviación había lanzado una operación a gran escala, que afectó a una docena de instalaciones: ocho baterías antiaéreas sirias de la IV División del Ejército y cuatro objetivos iraníes en Siria. En esta segunda incursión no se registraron daños ni bajas, a pesar de que los aparatos fueron atacados con hasta una veintena de cohetes tierra-aire SA-17 y SA-5.

Restos del F-16 derribado.

Sirenas de alerta roja sonaron en áreas del norte de Israel y en los Altos del Golán (territorio sirio ocupado por Israel desde 1967) debido al fuego antiaéreo sirio. Los residentes que se habían ocultado en los refugios, informaron haber escuchado una serie de explosiones y fuertes actividades aéreas en el área cerca de las fronteras de Israel con Jordania y Siria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site is protected by wp-copyrightpro.com