Un remolcador japonés choca con el destructor Benfold (DDG-65) de la US Navy.

Un remolcador japonés perdió la propulsión y colisionó con el destructor de misiles guiados USS Benfold durante un ejercicio de rutina el sábado, en la bahía de Sagami, al suroeste de Tokio, dijo un comunicado de la Marina.

“Nadie resultó herido en ninguno de las dos naves y el Benfold sufrió daños mínimos”, dijeron los oficiales de la Séptima Flota.

Según los funcionarios, se está llevando a cabo una evaluación completa de los daños.

El Benfold permanece en el mar bajo su propia potencia sin que haya sido necesario ningún tipo de ayuda, dijo el comunicado. Por su parte, el remolcador comercial japonés está siendo remolcado por otro barco a un puerto en Yokosuka.

Actualmente, el Benfold  se encuentra despliego en la vasta zona de operaciones de la Séptima Flota.

Los ejercicios de remolque son una parte rutinaria del entrenamiento individual de la unidad de los buques de superficie, diseñados para preparar a la tripulación sobre cómo manejar su propio barco remolcado por otro buque.

Si bien se entiende que es mínimamente grave, el incidente es otra señal de alerta para la preocupada séptima flota de la Armada.

Numerosos incidentes en el mar este año, incluyendo las colisiones de los destructores Fitzgerald y McCain con buques mercantes con un balance de 17 marineros muertos y ocho altos oficiales de la Armada cesados de sus puestos, provocaron una revisión en toda la flota de la capacidad de la Armada para realizar operaciones básicas.

Algunos informes de los medios de comunicación atribuyen estos accidentes a las abarrotadas rutas marítimas de Asia donde Estados Unidos aplica su política de “libertad de navegación” como motivo de los percances.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *