Australia aprueba la compra de misiles de ataque naval.

El Gobierno australiano ha aprobado la adquisición acelerada de capacidades armamentísticas mejoradas para las Fuerzas de Defensa Australianas (ADF) con un coste total de 3.500 millones de dólares. Raytheon Australia y Lockheed Martin Australia han sido anunciados como socios estratégicos para ayudar a entregar el Arma Guiada Soberana y la Empresa de Artillería Explosiva del Gobierno Australiano.

El ministro de Defensa, Peter Dutton MP, ha anunciado que Defensa acelerará la adquisición de:

El Joint Air-to-Surface Standoff Missile Extended Range (JASSM-ER) para la Real Fuerza Aérea Australiana;

El misil de ataque naval (NSM) para la flota de superficie de la Marina Real Australiana; y

Minas marítimas para asegurar los puertos y los accesos marítimos de Australia.

“Dado que el entorno estratégico de Australia es cada vez más complejo y desafiante, nuestras ADF deben ser capaces de mantener en riesgo a las potenciales fuerzas e infraestructuras adversarias desde una mayor distancia. Estos sistemas de armas de ataque de categoría mundial equiparán a nuestras fuerzas para proteger mejor los accesos marítimos de Australia y, cuando sea necesario, contribuir a las operaciones de la Coalición en nuestra región. El JASSM-ER permitirá al FA-18F Super Hornet, y en el futuro al F-35A Lightning II, atacar objetivos a una distancia de 900 km”.

La adquisición del Kongsberg NSM para sustituir al misil antibuque Harpoon en las fragatas de la clase ANZAC y los destructores de la clase Hobart supone una mejora significativa de la capacidad de ataque marítimo de Australia, ya que duplica el alcance actual de nuestras fragatas y destructores.

A partir de 2024, las fragatas de la clase ANZAC y los destructores de la clase Hobart tendrán instalada la capacidad NSM.

La combinación de NSM y los misiles de crucero Tomahawk anunciados anteriormente es la mejor combinación de capacidades para satisfacer las necesidades de Australia y está probada en servicio con nuestro socio clave de la alianza, los Estados Unidos.

El papel de Lockheed Martin

Los barcos HMA Hobart, Brisbane y Sydney navegan en formación a través del Área de Ejercicio de Australia Oriental frente a la costa de Nueva Gales del Sur.

Según un comunicado de prensa emitido por Lockheed Martin, el anuncio allana el camino y establece las condiciones para la autosuficiencia de Australia, apoyando las capacidades de defensa soberana que el país necesita para mantener una ventaja decisiva en todos los dominios.

“Se trata de una empresa nacional estratégicamente importante y vital, y responderemos a las expectativas del Gobierno australiano haciendo crecer una mano de obra local cualificada y trabajando con las pequeñas y medianas empresas australianas para crear resiliencia en las cadenas de suministro,”

Esta decisión apoyará los puestos de trabajo de fabricación avanzada, ingeniería y tecnología, acelerando el establecimiento de una mano de obra altamente cualificada y proporcionando oportunidades para futuras actualizaciones en áreas como los sensores, las ojivas y la ampliación del alcance de los misiles”.

La división de Misiles y Control de Incendios de Lockheed Martin, con sede en Grand Prairie (Texas), trabajará con Lockheed Martin Australia para atender a este cliente vital a largo plazo. Missiles and Fire Control es un reconocido diseñador, desarrollador y fabricante de sistemas aeroespaciales de compromiso de precisión y de defensa para los ejércitos de Estados Unidos y sus aliados.

“La selección del GWEO es una victoria para Australia y Lockheed Martin. Representa un legado histórico de rendimiento del equipo de Misiles y Control de Fuego para ayudar a conectar y proteger los intereses nacionales de Australia. Esto ha contribuido a allanar el camino para un futuro brillante de desarrollo y producción industrial dirigido por nuestros socios de Lockheed Martin Australia.”

Naval News

12 thoughts on “Australia aprueba la compra de misiles de ataque naval.

  • el 7 abril, 2022 a las 13:40
    Permalink

    EEuu juegan sucio con todos paises de su competencia o con sus rivales. Siempre dicen es una amenaza a su seguridad nacional. Tienen miedo de que?

    Respuesta
    • el 7 abril, 2022 a las 21:35
      Permalink

      El misil de ataque naval NSM de Konsberg es el más indicado para sustitur a los Harpoon de las fragatas españolas son los más compatibles con sus sistemas a mi no me parece mal comprar lo mejor que ofrezca el mercado

      Respuesta
  • el 7 abril, 2022 a las 17:58
    Permalink

    Se llama letalidad distribuida en sistemas de armas y aliados …
    Australia, al igual que Japón y Corea del Sur, va a ser una “prolongación” de EEUU ante China.
    Sistemas de armas, procedimientos y logística compartida.

    Respuesta
  • el 7 abril, 2022 a las 19:16
    Permalink

    Bueno por lo menos busca alianzas con paises con gobiernos democraticos con quien las iba a buscar? Con China, Korea del norte, Rusia?

    Respuesta
  • el 7 abril, 2022 a las 21:43
    Permalink

    Y eso es intrinsecamente malo? La logistica es la que gana las guerras

    Respuesta
  • el 8 abril, 2022 a las 08:20
    Permalink

    Los “destructores” clase Hobart son de Navantia y son nuestras fragatas F-100, pero clavadas, lo que ocurre es que sus “fragatas” aun mantienen la capacidad inicial de poder llevar misiles crucero como lo iban a llevar nuestras F-100.
    Y efectivamente el Harpoon debería ya jubilarse y poder usarse tanto como antibuque y “mini misil crucero” aunque ya hay versiones para ataque a tierra.

    Respuesta
    • el 8 abril, 2022 a las 19:37
      Permalink

      Son basados en la F-105, y ligeramente más pesados.

      Si hubiera fondos, lo ideal sería entrar al SM-6

      Respuesta
  • el 8 abril, 2022 a las 09:49
    Permalink

    Tiene buena pinta estos misiles navales un poco menos alcancé, como comentáis puede ser un buen sustituto a los Harppon II, por lo menos si que para las F110, ya que aún se está a tiempo. Las F100 yo las dejaba cómo están y acabaría con el stock de Harppon.

    Respuesta
  • el 8 abril, 2022 a las 20:23
    Permalink

    El NSM es el que debería tener toda la desArmada desde hace un lustro por lo menos, hasta en los BAM. Los Harpoon II sustituídos, los integraría en los F18 y en el RACTA 4 como baterías costeras, que buena falta hace. A los Tifón les integraría el JSM ( hermano del NSM ) o el RBS 15 Gungnir, y a los futuros NH90NFH los NSM o los Exocet MM40. Los provisionales SH60 Romeo pueden seguir con los Penguin MK2 y los Hellfire II Romeo.

    Respuesta
  • el 8 abril, 2022 a las 22:32
    Permalink

    Tantos tipos distintos de misiles no sería una pesadilla logística el EXOCET MM40 en su última versiòn es muy bueno pero habría que seguir con los que sean compatibles con la electronica y la doctrina de la armada el paso lógico despues del Harpoon ll es el NSM de Konsberg

    Respuesta
  • el 9 abril, 2022 a las 21:07
    Permalink

    No tiene porqué ser pesadilla logística, además son productos europeos y está bien tener al menos dos proveedores diferentes. Lo más complicado es la integración de los dos sistemas y su coste, aunque todo es perfectamente factible y asumible, solo hay que tener voluntad de hacerlo.

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.