El misil aire-aire turco Bozdoğan alcanza con éxito su objetivo.

Turquía se ha convertido en uno de los pocos países que posee tecnología para la fabricación de misiles aire-aire, dijo el miércoles el presidente Recep Tayyip Erdoğan, cuando el misil de fabricación nacional Bozdoğan alcanzó el objetivo con éxito tras ser disparado por primera vez desde un avión.

“Nuestro misil aire-aire a la vista Bozdoğan, desarrollado por nuestros jóvenes técnicos e ingenieros en el proyecto Göktuğ, dio en el blanco en el primer disparo”, dijo, agradeciendo sus conocimientos a los creadores del misil.

También se difundió un vídeo que muestra el primer disparo del misil aire-aire de alcance visual (WVRAAM), Bozdoğan.

Durante la prueba, el Bozdoğan alcanzó su objetivo previsto de un vehículo aéreo no tripulado (UAV) el Şimşek, perteneciente a Turkish Aerospace Industries (TAI) con una precisión milimétrica.

En los últimos años, las empresas turcas de defensa y aviación han conseguido importantes logros en investigación y desarrollo, así como en producción y exportación.

El Bozdoğan completó su prueba de lanzamiento guiado en noviembre de 2019 y estaba previsto que entrara en el inventario de las Fuerzas Armadas de Turquía (TSK) una vez que completara las pruebas de lanzamiento desde el aire y se integrara en los aviones militares.

El Bozdoğan, junto con el Gökdoğan, otro sistema de cosecha propia, un misil aire-aire más allá del alcance visual (BVRAAM) están siendo desarrollados en el marco del proyecto Göktüğ dirigido por el Instituto de Investigación y Desarrollo de las Industrias de Defensa (SAGE) del Consejo de Investigación Científica y Tecnológica de Turquía (TÜBITAK).

El trabajo de SAGE sobre misiles aire-aire comenzó en 2013. Desarrolló el Gökdoğan como misil de corto alcance, de alta maniobrabilidad y con buscador de infrarrojos, y el Bozdoğan como misil de largo alcance con buscador de radar activo.

Tras su presentación en la Feria Internacional de la Industria de Defensa (IDEF) en mayo de 2017, ambos misiles se sometieron a lanzamientos balísticos desde tierra. Estas pruebas midieron el rendimiento del motor de los cohetes, sin guía y la capacidad de destruir objetivos. Las pruebas se completaron con éxito en la provincia de Sinop, en el Mar Negro, en el norte de Turquía.

Ambos misiles están equipados con tecnología de combustible sólido de alto empuje y baja emisión de humos, un sistema completo de arranque y encendido electrónico del motor del cohete con un alto nivel de fiabilidad y seguridad, y una espoleta continua de alta seguridad y fiabilidad.

En enero del año pasado, el Gökdoğan también completó con éxito una prueba en la que alcanzó el objetivo en su totalidad.

Daily Sabah

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.