El Pentágono deja de aceptar aviones F-35 hasta comprobar si hay contenido de origen chino.

El Pentágono estadounidense ha dejado de aceptar nuevos aviones F-35 después de descubrir que un imán utilizado en el motor del caza furtivo estaba fabricado con material no autorizado procedente de China, según informó el miércoles un funcionario estadounidense.

Una investigación que cobró fuerza a mediados de agosto descubrió que una aleación en la bomba de lubricante del motor no cumplía con las leyes de adquisición de Estados Unidos que prohíben el contenido chino no autorizado, dijo el portavoz del Pentágono, Russell Goemaere.

Goemaere confirmó que el imán no transmite información ni perjudica a las aeronaves, y que no existen riesgos.

Lockheed Martin, que fabrica los aviones, dijo que “el asunto está relacionado con un imán en la turbomáquina del F-35 fabricado por Honeywell, que incluye aleación de cobalto y samario”. Honeywell International Inc, que fabrica la bomba, dijo que “mantiene su compromiso de suministrar productos de alta calidad que cumplan o superen todos los requisitos contractuales de los clientes.”

En el futuro se utilizará una fuente alternativa para la aleación, según la Oficina del Programa Conjunto en su declaración. Hay otros imanes de origen chino en el avión que han recibido exenciones de funcionarios del Pentágono en el pasado.

El F-35 es el avión de combate furtivo de quinta generación de Estados Unidos, y su diseño es un secreto muy bien guardado.

Mike Stone

3 thoughts on “El Pentágono deja de aceptar aviones F-35 hasta comprobar si hay contenido de origen chino.

  • el 8 septiembre, 2022 a las 15:56
    Permalink

    Lo que tendra que decir es que da problemas y no justificarse con semejante tonteria,eso si hablar hablan mal de la competencia y los banean.

    Respuesta
    • el 9 septiembre, 2022 a las 17:10
      Permalink

      ¿Dónde lo dicen? Está bien que los EE.UU. pongan en cintura a sus proveedores de armas y subcontratistas, la divisa está clara: Nada de componentes hechos en China, desde pernos hasta cables de fibra óptica y microchips.

      Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.