Gran Bretaña supera el gasto militar ruso, pero solo ofrece al personal médico una subida del 1%.

El gobierno británico ofrece a los trabajadores de la sanidad una subida salarial del 1%, lo que probablemente equivale a un recorte salarial después de la inflación, al mismo tiempo que su gasto militar acaba de superar a Rusia para convertirse en el cuarto mayor presupuesto de defensa del mundo.

Gran Bretaña se enfrenta a una huelga de trabajadores sanitarios agotados y enfadados por un “lamentable” aumento salarial del 1%, a pesar de haber sido elogiados por tratar a miles de pacientes con coronavirus.

Su frustración se produce mientras un nuevo estudio muestra que el gobierno del Reino Unido ha aumentado el gasto en el ejército hasta los 61.500 millones de dólares el año pasado, frente a los 54.800 millones de 2019.

El Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS) dijo que esto significa que Gran Bretaña ahora tiene el cuarto presupuesto de defensa más grande del mundo, por delante de Rusia, Francia y Alemania.

Rusia es 70 veces más grande que el Reino Unido y tiene más del doble de habitantes.

El IISS indicó que el presupuesto de defensa ruso para 2020 era de 60.600 millones de dólares, lo que supone un descenso de 1.000 millones respecto a 2019.

Sólo Estados Unidos, China e India gastan más en sus ejércitos que el Reino Unido, y el Pentágono representa el 40% del gasto mundial en defensa.

Aplausos para los héroes

Las pandemias son una de las principales amenazas para la seguridad nacional del Reino Unido, con 140.000 británicos muertos por Covid-19 hasta ahora. Eso es tres veces y media más que los muertos por las bombas alemanas en el Blitz de la Segunda Guerra Mundial.

Desde que surgieron los casos de coronavirus el año pasado, el Primer Ministro británico, Boris Johnson, ha aplaudido en repetidas ocasiones a los trabajadores del Servicio Nacional de Salud (NHS) y ha dado las gracias a las enfermeras por haberle salvado la vida del virus.

Al personal sanitario se le prometió una subida salarial del 2,1%, hasta que el canciller anunció la semana pasada que sería de tan sólo el 1%, es decir, 50 peniques más al día.

Si se tiene en cuenta la inflación, supone un recorte salarial. Los salarios del NHS pueden llegar a ser de 18.000 libras al año (25.019 Dólares).

El Real Colegio de Enfermería dijo que el Tesoro perdió una “oportunidad de valorar al personal de enfermería vital” y pidió que las enfermeras recibieran un aumento salarial del 12,5%.

Una valla publicitaria del Royal College of Nursing fuera de un hospital en Salford, Inglaterra

Dinero para las armas

Actualmente, alrededor de 56.100 millones de libras del presupuesto anual del NHS se destinan a gastos de personal. Una subida salarial del 1% costaría aproximadamente 561 millones de libras.

Esa es casi la misma cantidad que el Ministerio de Defensa (MOD) gastó en misiles para su nueva flota de aviones de combate F-35 Lightning en enero.

El F-35 es un avión que supera el presupuesto y los plazos previstos y que ha estado plagado de problemas técnicos, como las dificultades para volar en tormentas y disparar en línea recta.

Un antiguo diseñador aeroespacial del Pentágono ha dicho que el F-35 es “una auténtica basura”.

Una semana después de que se anunciara el gasto en misiles, el Ministerio de Defensa dijo que se gastarían otros 76 millones de libras en el mantenimiento de los F-35.

Otros anuncios de gastos durante el cierre de este año incluyen 180 millones de libras en vehículos blindados para el ejército británico, 102 millones de libras en un sistema de vigilancia para soldados y 98 millones de libras en misiles lanzados desde el hombro.

El pasado mes de marzo, Declassified informó que el gobierno británico probablemente gastaría más de 200.000 millones de libras en la próxima década para cumplir sus promesas de adquisición de material militar, como nuevos submarinos con armas nucleares, portaaviones y aviones de combate.

Además, otros costes del sistema de armas nucleares Trident podrían alcanzar los 164.000 millones de libras en los 40 años que quedan hasta 2061.

Murad Qureshi, presidente de Stop the War Coalition, declaró a Declassified que los aumentos del gasto militar eran “ridículos” y asegurarían “la posición de Gran Bretaña como el mayor gastador militar de Europa en un momento en el que tiene una de las mayores tasas de mortalidad por coronavirus del continente”.

Y añadió: “No oigo un clamor público por un Mando Espacial o una Fuerza Cibernética Nacional, pero sí oigo un gran aprecio por nuestros cuidadores y trabajadores de primera línea”.

El Ministerio del Reino Unido declinó hacer comentarios.

Phil Miller

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.