La Armada de EE.UU. equipa el primer destructor Flight III con armas de última generación.

La columna vertebral tecnológica de los nuevos barcos avanzados es una nueva familia de sistemas de radar de alta potencia y largo alcance.

Las armas láser, la guerra electrónica, las armas de ataque de precisión de largo alcance y los ataques con misiles por encima del horizonte son sólo algunos de los conjuntos de misiones de guerra marítima ampliados previstos para la nueva flota de destructores DDG 51 Flight III clase Arleigh Burke de la Armada de los Estados Unidos, una nueva clase de buques de guerra destinados a impulsar la capacidad del servicio para librar una guerra masiva en mar abierto.

La columna vertebral tecnológica de estos nuevos buques avanzados, que ahora está integrada en el primer destructor del Vuelo III, el USS Jack Lucas, es una nueva familia de sistemas de radar de largo alcance de alta potencia y alta sensibilidad AN/SPY-6 que aporta mejoras exponenciales en el seguimiento, la identificación y el contraataque de amenazas.

El radar AN/SPY-6, anteriormente llamado Radar de Defensa Aérea y de Misiles, está diseñado para localizar y discriminar simultáneamente múltiples rastros, y traer exponencialmente más rastreo y detección. Construido con la capacidad técnica de detectar objetos amenazantes entrantes dos veces más lejos y la mitad del tamaño de la mayoría de los radares existentes, el SPY-6 de Raytheon permite a las naves detectar los drones, helicópteros y aviones de vuelo bajo enemigos que se aproximan, así como los misiles balísticos entrantes… en un único sistema integrado.

En un escenario táctico, por ejemplo, un enemigo podría tratar de abrumar las defensas de los barcos coordinando múltiples ataques simultáneos de drones, misiles de crucero anti-barcos, aviones de caza e incluso barcos de superficie. El nuevo radar SPY-6 puede dar a los comandantes una capacidad mucho mayor para discernir y contrarrestar múltiples amenazas a la vez, porque el sensible radar multibanda les permitirá tomar decisiones más rápidas e informadas. Los defensores de las naves operarán con un tiempo entre sensores y disparos mucho más corto y eficiente, y por lo tanto pueden optimizar las estrategias de contraataque.

“Las amenazas maniobran de manera diferente, y cuanto antes se pueda verificar qué es ese objeto y verlo a lo lejos, se puede averiguar qué arma usar contra él”, dijo Scott Spence, director de Sistemas de Radar Naval para Sistemas de Defensa Integrados, de Raytheon, en una entrevista.

El radar funciona enviando una serie de señales electromagnéticas o “pings” a la velocidad de la luz, que rebotan en un objeto o amenaza y envían información de retorno que identifica la forma, el tamaño, la velocidad o la distancia del objeto encontrado. El análisis de la velocidad, la frecuencia, el alcance y la variación de las señales de retorno permite a los operadores de radar desarrollar una representación o “imagen” precisa de lo que puede ser una amenaza específica. Por lo tanto, un radar más sensible como el SPY-6 permitirá a los buques detectar objetos más pequeños a mayores distancias y proporcionar un mayor grado de información detallada sobre los objetos, distinguiendo a veces eficazmente las amenazas entre sí o con respecto a los objetos no amenazantes. A veces hay diferentes cifras o métricas con respecto a las dimensiones exactas de la sensibilidad del sistema; un director de programa de la Marina dijo que el AMDR es 35 veces más potente que el radar anterior.

La mejora de la densidad de potencia, la salida y la eficiencia del SPY-6 es posible gracias a una tecnología de semiconductores compuestos químicos llamada Nitruro de Galio, que puede amplificar las señales de alta potencia a frecuencias de microondas; permite una mejor detección de objetos a mayores distancias en comparación con los materiales existentes de uso común como el Arseniuro de Galio, explicaron los funcionarios de Raytheon.

Kris Osborn

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com