La fuerza aérea australiana debería ser capaz de llegar al estrecho de Taiwán durante un ataque de China.

Recientes juegos de guerra revelan que la fuerza aérea de Australia necesitará ampliar el radio de combate de sus mejores cazas si quiere ayudar a defender a Taiwán de una invasión por parte de China.

El radio de combate de los F-35 australianos varía probablemente entre 500 y unos 1.000 kilómetros durante un escenario de conflicto real, según un informe en profundidad del Sydney Morning Herald. Incluso si despegan de las bases aéreas más septentrionales de Australia, esto sitúa a los aviones de quinta generación fuera del alcance del Estrecho de Taiwán y del Mar de China Meridional.

El informe sugiere que el gobierno australiano podría buscar dos posibles soluciones a este problema: equipar los F-35 con el misil antibuque de largo alcance (LRASM) o invertir en aviones de sexta generación con nuevas capacidades.

Un experto del think tank con sede en Canberra, el Instituto Australiano de Política Estratégica (ASPI), cree que Australia debería inclinarse por esta última opción. Malcolm Davis afirma que su país se encuentra en un “punto de inflexión estratégico” y necesita acelerar su “proceso de adquisición de capacidades” para satisfacer las necesidades de una guerra importante en la década de 2020.

En lugar de conformarse con más F-35, Davis sugiere que Australia debería obtener una ventaja a través de plataformas más futuristas y unirse al programa Next Generation Air Dominance de las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos.

La inversión en aviones de combate no tripulados también está en juego. Boeing Australia ya ha desarrollado dos drones de combate que pueden llegar más lejos que muchos aviones, con otros dos diseños en proyecto.

En un simulacro de guerra en Taiwán en 2020, los drones “Loyal Wingman” fabricados en Australia irrumpieron en el espacio aéreo chino y, junto con los cazas de sexta generación previstos, proporcionaron datos de sensores y potencia de fuego de apoyo a los pilotos, lo que ayudó a cambiar el rumbo de la batalla e impidió que el Ejército Popular de Liberación se hiciera con Taiwán. Davis afirma que Australia necesita ahora aumentar drásticamente su escuadrón Loyal Wingman hasta superar las 100 unidades.

Dron Loyal Wingman

Con la construcción por parte de Estados Unidos de una enorme estación de reabastecimiento en Darwin, la importancia estratégica del norte de Australia para la seguridad de Taiwán sigue creciendo. La capacidad de Australia y sus aliados para proyectar el poder militar hacia el norte puede convertirse en un factor decisivo en una futura guerra en el Estrecho de Taiwán.

El director de la ASPI, Peter Jennings, califica el extremo norte del país como “la muralla sur esencial del Indo-Pacífico” y pide que las fuerzas británicas, japonesas e indias tengan presencia allí junto con el Cuerpo de Marines de Estados Unidos, que lleva 10 años en la zona. El ministro de Defensa de Australia, Peter Dutton, dijo el año pasado que sería “inconcebible” que su país no participara en un esfuerzo liderado por Estados Unidos para defender a Taiwán de una invasión china.

Liam Gibson

7 thoughts on “La fuerza aérea australiana debería ser capaz de llegar al estrecho de Taiwán durante un ataque de China.

  • el 10 febrero, 2022 a las 14:06
    Permalink

    Es el mismo problema que tienen los americanos. El alcance de los F35 y su capacidad de portar armas son claramente insuficientes. Puede que este avion tuviera su sentido en el pasado en un escenario de Guerra Europeo, pero en el pacifico solo puede operar de forma razonable desde portaaviones. Y eso es un gran riesgo estrategico.

    Respuesta
    • el 12 febrero, 2022 a las 04:41
      Permalink

      China y Rusia mas Paquistán, Corea del Norte, Iran, Venezuela y Cuba pondrían en jaque a las fuerzas occidentales

      Respuesta
      • el 12 febrero, 2022 a las 09:28
        Permalink

        Te falta Siria y Bielorusia para nombrar a las mayores dictaduras del planeta, eso si en el plano militar ni Venezuela o Cuba pintan un pimiento y a Pakistan si le sacas el arsenal nuclear lo mismo.

        Respuesta
  • el 10 febrero, 2022 a las 18:48
    Permalink

    Aconsejaría a Australia armar con f35B sus LHD como lo más cercano.

    Respuesta
  • el 11 febrero, 2022 a las 00:50
    Permalink

    Un problema más..la chatarra de F35 se oxidan…el oxido daña gravemente la resistencia de los materiales…más en avionica….los australianos entre los destructores comprados a Inglaterra y los chatarra F35..estan en pelotas picada

    Respuesta
  • el 11 febrero, 2022 a las 02:50
    Permalink

    Sigan vendiendo F35 y mejor q sigan comprando la ostia de avion ese. Los rusos y chinos guapos…. Con el F35..!!!

    Respuesta
  • el 15 febrero, 2022 a las 12:37
    Permalink

    Con la patata volante f35, no llegan a ningún lado desde Australia a no ser que utilicen las bases useñas por todo el Pacífico, lo que demuestra que su compra solo es a dictado del Aukus, los responsables de toda la deriva australiana últimamente. Esos f35 los pagan los australianos y en realidad los comandan los useños.

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.