La Fuerza Aérea francesa ensaya la Operación Minotauro.

Llevada a cabo el pasado martes 15 de diciembre de 2020 por el Armée de L’air francés, hoy se ha dado a conocer la Operación Minotauro, una demostración de proyección de poder efectuada por la Fuerza Aérea Estratégica (SAF) con cinco aviones de combate Rafales, acompañados por aviones cisterna y un E-3F, que llevaron a cabo un ataque aéreo simulado de más de 10 horas de duración – y más de 8000 km – desde sus bases en Francia hasta la Base Aérea 188 en Djibouti junto al Golfo de Aden, que estuvo defendida por una oposición realista.

Esta misión, representativa de un conflicto de alta intensidad, es una demostración de la capacidad de la Fuerza Aérea y Espacial para actuar lejos, rápido y duro.

En la madrugada, mientras aún está oscuro, tres Rafale del 4º Escuadrón de Cazas de la base aérea de Saint-Dizier y dos Rafale del 30º Escuadrón de Cazas de Mont-de-Marsan despegaron para una misión extraordinaria: llegar rápidamente a Djibouti, situado a más de 8.000 km de distancia, sabiendo que a su llegada les espera una fuerte oposición aire/aire y una densa oposición aire/tierra.

Los tres Rafale B de las Fuerzas Aéreas Estratégicas deberán entonces penetrar en las defensas opuestas para simular el disparo de un misil, mientras que los dos Rafale C proporcionarán protección aérea para la incursión.

La proyección de los Rafale desde Francia continental está apoyada por aviones cisterna, en particular por el nuevo A330 MRTT Phénix de la 31ª Escuadrilla Aérea de Reabastecimiento y Transporte Estratégico de la base aérea de Istres. Este avión tiene una capacidad de reabastecimiento y transporte excepcional, muy superior a la de los venerables KC-135 que también participan en la operación. Gracias al MRTT, la Fuerza Aérea y Espacial es ahora capaz de autodesplegarse al otro lado del mundo.

Un avión E-3F de la 36ª Ala de Detección y Control Aéreo de la base aérea de Avord completó el sistema aéreo. Ofreciendo una mayor detección de todas las amenazas, garantizando un perfecto conocimiento de la situación aérea a las tripulaciones y al Centro de Operaciones de las FAS (COFAS) que puede supervisar en tiempo real – en particular gracias a los enlaces de datos tácticos del Link 16 – el progreso de dicha operación.

Después de varios reabastecimientos en vuelo que requerían una concentración extrema y controles precisos, los Rafales desplegados tuvieron que enfrentarse a una fuerte oposición. Varios Mirage 2000-5 del Escuadrón de Cazas “Corse” del 3/11, estacionados en la Base Aérea 188 de Djibouti, desempeñando el papel de adversarios, trataron entonces de impedir que entraran en el espacio aéreo de Djibouti y de entregar sus armas (ficticias). ¡Un esfuerzo inútil!

La realización de un combate aéreo de alta intensidad después de un vuelo de autodespliegue de más de diez horas demuestra una capacidad excepcional dominada por la Fuerza Aérea y Espacial.

Pocos días después de la Operación Poker – una misión aérea de más de 50 aviones que reproducen un ataque nuclear sobre el territorio nacional – esta misión de proyección demuestra una vez más la capacidad del arma aérea para actuar rápidamente, lejos y con fuerza.

A partir de ahora, el Rafale B y C, así como un A330 Phénix, lideran, con el Mirage 2000 del 3/11 de Córcega, una valiosa campaña de entrenamiento hasta el 22 de diciembre de 2020. Después, le tocará al Mando de la Fuerza Aérea (CFA) y al Mando de Defensa Aérea y Operaciones Aéreas (CDAOA), en el marco de los próximos entrenamientos previstos para enero, aprovechando el marco excepcional que ofrece el territorio de Djibouti. La oportunidad de entrenarse en un entorno diferente al de Francia con misiones exigentes, pero decisivas, es imprescindible para la fuerza aérea.

Ministere des Armées


SÍGUENOS EN FACEBOOK, TWITTER, INSTAGRAM Y NUESTRO CANAL DE YOUTUBE

 

3 thoughts on “La Fuerza Aérea francesa ensaya la Operación Minotauro.

  • el 21 diciembre, 2020 a las 21:22
    Permalink

    No viene al caso, pero os comento una noticia noticia que está circulando recientemente y es que la industria francesa está en desacuerdo con su participación en el FCAS y presiona a su gobierno para que Francia tenga la mayor participación y la propiedad intelectual del programa.
    Dicho de otra manera: Los gabachos no quieren la actual participación de 1/3 por cada nación y ahora quieren ser la cabeza de leó y parte del cuerpo, dejando a Alemania el resto del cuerpo y relegando a España a ser la cola de ratón.
    El fantasma de los inicios del EUROFIGTHER se repetirá si Alemania y España no permanecen firmes.
    ¿Habéis escuchado esta noticia y podéis confirmarla?

    Respuesta
  • el 22 diciembre, 2020 a las 09:53
    Permalink

    450000 litros de queroseno que han quemado en la alta atmósfera para demostrar que pueden llevar 7 cazabombarderos en 10 horas a 8000 kms de Francia… que mal esta Europa dominada por la banca USURERA.

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com