Ucrania está capturando los viejos tanques T-62 de Rusia. ¿Los usará?

Después de perder alrededor de 700 tanques en Ucrania hasta esta primavera, el ejército ruso comenzó a sacar tanques T-62 de 50 años de edad de su almacenamiento a largo plazo y los envió al frente.

Para entonces, el ejército ucraniano había capturado cientos de tanques rusos. Era sólo cuestión de tiempo que los ucranianos se hicieran también con algunos T-62 intactos. A medida que la guerra más amplia de Rusia en Ucrania entra en su octavo mes, el ejército ucraniano ha capturado al menos nueve T-62 que los analistas externos pueden confirmar.

¿Arreglarán los ucranianos estos antiguos tanques y los utilizarán contra los rusos? Todo indica que sí. El ejército ucraniano no duda en utilizar armas incluso más antiguas que el T-62.

El T-62 de 41 toneladas con su cañón principal de 115 milímetros estuvo en producción en la Unión Soviética de 1961 a 1975. Fue el tanque más importante de la URSS hasta que el T-72 entró en servicio en 1969.

En la década de 1980, el ejército soviético comenzó a transferir el T-62 a las unidades de reserva. El ejército ruso retiró por completo el tipo en la década de 2010, momento en el que el T-62 -un contemporáneo del M-60 del Ejército de Estados Unidos- era irremediablemente superado por los modernos tanques occidentales. Miles de T-62 fueron almacenados, muchos de ellos simplemente en filas en extensos parques de vehículos al aire libre.

A medida que las pérdidas de Rusia en Ucrania se acumulaban, el Kremlin buscaba cada vez más armamento de trabajo para reequipar a las unidades agotadas y equipar, por primera vez, a las unidades de reserva que estaba creando específicamente para la guerra de Ucrania. Los vídeos y fotos que circularon por las redes sociales a partir de mayo mostraban la llegada de viejos T-62 al sur de Ucrania.

Se especulaba con que los rusos utilizarían los T-62 en funciones defensivas y de vigilancia lejos de la línea de contacto, donde estarían más seguros frente a los misiles Javelin y los tanques T-64 mejorados de Ucrania. Pero cuando los ucranianos lanzaron una amplia contraofensiva a partir de finales de agosto, incluso las unidades de policía fueron atacadas.

Los ucranianos han destruido al menos cinco T-62 además de los tres que han capturado. Sin duda, más T-62 acabarán posando para las fotos con sus captores ucranianos. Hasta entonces, ¿merece la pena poner en servicio nueve tanques muy antiguos?

Probablemente. Sobre todo, si se tiene en cuenta que el ejército ucraniano incluye formaciones de segunda línea -territoriales y guardia nacional- de las que Kiev no espera que dirijan asaltos complejos y peligrosos y que, visiblemente, están necesitadas de equipo pesado.

No es casualidad que muchos de los vehículos improvisados tipo “Mad Max” que los analistas han visto en servicio en Ucrania -camiones con cañones antiaéreos soldados, tractores blindados convertidos en destructores de tanques- pertenezcan a unidades de segunda línea.

Una brigada territorial probablemente no diría que no a un puñado de T-62 ex rusos. Y probablemente podría apoyarlos. “Cada tanque podría ser reparado, siempre y cuando no haya sido cortado por la mitad”, dijo Volodymyr Voronin, entonces subdirector de la Planta de Vehículos Blindados de Kiev, al Kyiv Post en 2015.

Además, al menos unos cuantos ingenieros ucranianos envejecidos tienen experiencia directa con los T-62. Kiev heredó algunos de los viejos tanques del ejército soviético cuando Ucrania se independizó en 1991. Todavía es posible ver algunos de esos oxidados T-62 ex soviéticos en un parque de Kiev.

Cabe destacar que el T-62 no sería el tanque más antiguo en servicio en Ucrania. Ese honor corresponde al M-55S, del que Eslovenia ha cedido 28 unidades a Ucrania. El M-55S es un T-55 soviético de la década de 1950 con mejoras.

Sobre el papel, un T-55 -cualquier T-55- es un tanque irremediablemente obsoleto. Pero los eslovenos actualizaron el M-55S con un nuevo motor y un cañón principal estabilizado L7 de 105 milímetros de fabricación británica en lugar del cañón soviético original de 100 milímetros. El cañón británico es compatible con una amplia gama de munición moderna, incluidos los proyectiles sabot perforantes que pueden penetrar el blindaje de un T-72 moderno.

A los ucranianos no les resultaría excesivamente difícil actualizar sus antiguos T-62 rusos, aunque la instalación de nuevos cañones podría llevar demasiado tiempo. Sin embargo, añadir nuevas radios y nuevas capas de blindaje reactivo es bastante sencillo.

El pequeño número de T-62 que Ucrania ha capturado hasta ahora y que podría volver a poner en servicio probablemente tampoco sea un problema. Las brigadas ucranianas han utilizado otros tipos de tanques que son tan raros como los ex-T-62 rusos. Los T-84 Oplot, por ejemplo.

Es decir, que es de esperar que los T-62 acaben apareciendo con los colores ucranianos en servicio con alguna brigada ucraniana de segunda línea. Y a medida que más y más tanques rusos caigan en manos ucranianas, esperen que también se unan a los viejos T-62.

David Axe

9 thoughts on “Ucrania está capturando los viejos tanques T-62 de Rusia. ¿Los usará?

  • el 5 octubre, 2022 a las 09:18
    Permalink

    Pues los escondes entre maleza y vegetacion como puesto fijo con sacos terreros o algo y haces como zonas de defensa…total…

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 10:41
    Permalink

    Dentro de no mucho veremos a los rusos despertando a T-55 para enviarlos a la guerra…siendo pragmáticos…se mueven? Hacen pum pum? Aguantan fuego de cañones de 30 mm y cohetes ligeros? Pues sirven como buenos tanques de apoyo a la infantería…y cuando no hay otra cosa…
    Desde luego, cada mes que pasa el ejército ucraniano está más y mejor equipado gracias a la ayuda de la OTAN y el ruso es más pobre y más atrasado… así les va.

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 10:45
    Permalink

    Si algo han demostrado los Ucranianos es que han sido capaces de aprovechar todo lo que cae en sus manos. Estos viejos T62 son una joya comparados con muchos de los artefactos que han reutilizado.

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 12:15
    Permalink

    es encomiable la capacidad de los ucranianos en recuperar, adaptar y canibalizar todo el armamento obsoleto que cae en sus manos o que les ceden otros países. Es muy difícil ganar a un rival que está tan motivado y lucha en su terreno. Rusia a cavado un agujero tan hondo que no va a poder salir de el.

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 14:51
    Permalink

    Pues claro que sí , además ya venían teóricamente revisados y puestos a punto por los rusos para la batalla .
    Así que una segunda línea de defensa estos tanques van de fábula , más todo lo que vayan recogiendo del frente principal.
    Los ucranianos han demostrado llevar muy bien esa gestión en la guerra , con lo que tenían al principio y con todo lo que tienen ahora de los países occidentales + la ayuda indirecta de Rusia .

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 18:42
    Permalink

    hay que darles tanques leopard y abrams hay que darles lo mejorcito para que puedan ganar como dios manda eso de darles chatarra antigua no vale para nada

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 19:04
    Permalink

    Pues veo que han usado los M113 de forma provechosa, se ven muy agiles

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 19:05
    Permalink

    Cualquier cosa que ruede y dispare les viene bien

    Respuesta
  • el 5 octubre, 2022 a las 23:13
    Permalink

    ¿España no puede darles nada a cambio por uno de esos? Siento que su lugar deberían ser museos, y el haber sido capturado les da un valor histórico adicional para que ayudará a que esta guerra no caiga en el olvido en unas décadas.

    A ver si los alemanes nos permiten donar unos cuantos Leopard sin actualizar, que a este ritmo veo a Rusia desempolvar los T-34 antes que aceptar la derrota.

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.