Estados Unidos podría tener problemas si Rusia o China encuentran primero el F-35 japonés.

  • Los expertos dicen que Rusia y China harán cualquier cosa para echar un vistazo al avión estrellado, y si lo encuentran o pueden rescatarlo, podrían debilitar seriamente las próximas décadas del poderío aéreo de Estados Unidos.
  • Rusia y China probablemente no podrían reconstruir exactamente el F-35, pero cualquiera tecnología que termine en manos de estos países sería un golpe para el corazón del ejército americano.

Japón informó el martes que había perdió contacto con un avión furtivo F-35 a unas 85 millas de la costa este de la prefectura de Aomori, en el Pacífico y que sus unidades aéreas y navales se habían desplegado inmediatamente a la zona en busca del piloto y la aeronave.

Pero si Rusia o China, que mantienen una fuerte presencia naval en la región, encuentran primero el avión, el futuro del poderío aéreo estadounidense podría haber terminado antes de que comience.

“La conclusión es que no sería bueno” para el futuro de la potencia aérea si Japón o Estados Unidos no recuperan rápidamente el avión, ha manifestado el teniente general retirado de la Fuerza Aérea, David Deptula.

Básicamente, si Rusia o China, tal vez utilizando sus submarinos avanzados y sigilosos para sondear el fondo del océano, encontraran el avión primero, ganarían un tesoro de secretos sobre el sistema de armas más caro de la historia.

El accidente del F-35 en el Pacífico representa la primera oportunidad para Rusia y China de conseguir uno de estos aviones fuera de territorio estadounidense o de los países aliados que los tienen.

La tecnología de ingeniería inversa podría permitir a Rusia y China construir sus propias versiones del avión, hasta cierto punto.

“La utilidad para Rusia o China de recuperar parte o la totalidad de los restos dependerá del daño sufrido por la aeronave al golpear el agua”, ha dicho Justin Bronk, experto en aviación de combate del Royal United Services Institute.

“La forma general del avión es bien conocida, al igual que sus características de rendimiento, por lo que no hay mucho que ganar allí, pero partes del radar y otros sensores serían los objetivos principales para la recuperación y las pruebas e incluso los intentos de ingeniería inversa”, agregó.

Este es el avión con el número de fuselaje 79-8705 que se estrelló el martes por la noche frente a la costa noroeste de Japón.

Rusia opera específicamente una flota de submarinos destinados a inmersiones e investigaciones muy profundas. Estados Unidos y Japón tienen capacidades marítimas avanzadas para buscar el avión caído, pero en su mayoría dependen de dos de los anticuados buques de rescate y salvamento junto con grandes submarinos nucleares, que pueden no ser los más adecuados para la misión de rescate.

A partir de ahora, todo el mundo sabe dónde fue visto por última vez el F-35. Las corrientes pueden haberlo arrastrado algunas millas más lejos. En resumen, toda la región tiene la oportunidad de encontrar alguna pieza.

Rusia y China saben cómo es un F-35. Incluso hay alguna evidencia de que China robó los planos del F-35. Pero incluso con un F-35 en sus manos, los dos países todavía carecen de los conocimientos avanzados de fabricación que posee EE.UU.

El solo hecho de tener algún material compuesto utilizado en los motores a reacción del F-35 no necesariamente permitiría a China crear los materiales a voluntad. La simple medición de las características del fuselaje no permitiría a Rusia fabricar por sí sola y de forma fiable fuselajes como los del F-35.

El sigilo y el rendimiento del F-35 representan una pequeña parte de su valor para el ejército estadounidense. El resto está en las redes, la fusión de sensores y las comunicaciones seguras.

Según Bronk, el avión tiene una oportunidad contra las miradas indiscretas.

“Se buscarían muestras o el recubrimiento oculto de ‘estera de fibra’, pero el software y la programación más importantes del avión probablemente serían difíciles de reconstruir, dado no solo el probable daño del choque y el agua salada en el Pacífico, sino también la forma en que los sistemas sensibles del avión están diseñados para ser muy difíciles de descifrar y aplicar ingeniería inversa”.

Bronk y Deptula acordaron que en Moscú, Washington, Pekín y Tokio, ahora están a la carrera por encontrar al F-35 caído para proteger o socavar su futuro como el eje del poder aéreo estadounidense y aliado.

Alex Lockie

Un comentario en “Estados Unidos podría tener problemas si Rusia o China encuentran primero el F-35 japonés.

  • el 14 abril, 2019 a las 23:40
    Permalink

    PARA QUE QUERRA RUSIA O CHINA ENCONTRAR ESTA PORQUERIA,ESTA CHATARRA SALIO DEFECTUOSA DESDE LA MESA DE DISEÑO Y LO MALO DE TODO ESTO ES QUE ADEMAS DE NO SERVIR,ES COSTOSISIMO…..

    Respuesta

Deja un comentario

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com