Los errores de los pilotos causaron el accidente mortal del T-38 de entrenamiento de la Fuerza Aérea de EE.UU.

Un accidente mortal de un T-38C Talon en febrero fue causado por errores cometidos tanto por el piloto instructor de la Fuerza Aérea como por el piloto estudiante japonés que iba a bordo, según una investigación recientemente publicada.

El piloto instructor Scot Ames y Renshi Uesaki, de la Fuerza de Autodefensa Aérea japonesa, murieron durante un vuelo de entrenamiento el 19 de febrero, cuando su avión de entrenamiento chocó contra el suelo a poca distancia de la pista de aterrizaje en el Aeropuerto Regional de Montgomery, en Alabama. Los dos formaban parte del 50º Escuadrón de Entrenamiento de Vuelo, 14ª Ala de Entrenamiento de Vuelo, en la Base de la Fuerza Aérea de Columbus en Mississippi.

El informe de la investigación, que la Fuerza Aérea publicó el pasado jueves en Internet, dice que los pilotos estaban tratando de llegar al aeropuerto utilizando los instrumentos de la aeronave. Sin embargo, el T-38 iba más rápido de lo previsto y se quedó corto en el giro final.

Ames le dijo a Uesaki que girara el avión para alinearlo con la pista de aterrizaje para una aproximación final y que redujera la velocidad, según el informe. Pero el T-38 redujo la velocidad por debajo de la velocidad de aproximación final adecuada. Ames tomó el control de la aeronave y puso los aceleradores al máximo en un intento de recuperación.

Pero en ese momento, según el informe, los aceleradores habían estado inactivos durante 18 segundos. El avión había disminuido aún más su velocidad y estaba descendiendo rápidamente. Se estrelló contra el suelo a unos 1.800 pies de la pista de aterrizaje a eso de las 4:40 p.m., hiriendo fatalmente a ambos pilotos. Ninguno de los dos había intentado eyectarse.

El investigador concluyó que Ames, que estaba en su primera misión como piloto instructor, perdió la conciencia situacional en la aproximación final. No se dio cuenta a tiempo de que Uesaki había dejado los aceleradores al ralentí durante demasiado tiempo y no reaccionó con la suficiente rapidez para solucionar la peligrosa situación que se estaba produciendo, según el informe.

El informe añade que Uesaki contribuyó al accidente al estar “saturado de tareas” y colocar, y luego dejar, los aceleradores al ralentí.

El informe de la investigación calificó este movimiento como muy inusual para un estudiante de piloto en el T-38. Varios pilotos instructores dijeron a los investigadores que “se sentirían muy incómodos” si un alumno piloto pusiera los aceleradores al ralentí en cualquier momento del giro final de dicha aproximación. Los instructores suelen vigilar de cerca los movimientos del acelerador de los alumnos cuando están cerca del suelo y están preparados para intervenir rápidamente si se comete un error, según el informe.

Ames era muy respetado por sus líderes y colegas como uno de los mejores pilotos instructores de primera asignación en el escuadrón, dice el informe. Pero debido a una tormenta de invierno, no había volado durante nueve días antes del vuelo fatal.

Los testigos dijeron a los investigadores que, después de la pausa de nueve días, Ames estaba descansado y entusiasmado por volar en la misión, que habría continuado hasta el aeropuerto internacional de Tallahassee, en Florida.

Sin embargo, algunas irregularidades poco habituales durante la planificación de la misión y las operaciones en tierra sugieren que Ames “puede haber perdido algo de destreza en los días que estuvo fuera de la cabina”, añade el informe.

No estuvo presente en la sesión informativa sobre las condiciones meteorológicas antes del vuelo, no calculó la cantidad de combustible adicional que se necesitaría para llegar a un aeródromo alternativo si las condiciones meteorológicas les impedían llegar a Tallahassee de forma segura, y no se dio cuenta de que el avión -al que se le acababa de cambiar un motor- debería haber realizado un vuelo local antes de la salida de entrenamiento “cross-country” a otra base, según el informe.

Esos errores no contribuyeron directamente al accidente, según el informe, pero apuntan a la “falta de atención a los detalles” de Ames el día del accidente, y a una posible falta de apreciación del riesgo que implicaba la misión.

Stephen Losey

One thought on “Los errores de los pilotos causaron el accidente mortal del T-38 de entrenamiento de la Fuerza Aérea de EE.UU.

  • el 20 octubre, 2021 a las 15:52
    Permalink

    No se muy bien a q es debido pero en los últimos 2 años se han estrellado muchos cazas en Rusia,EEUU,España….sospecho q los mantenimientos tienen mucho q ver…

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.