Sudán está revisando el acuerdo de la base naval con Rusia.

Sudán está revisando un acuerdo que su derrocado hombre fuerte negoció con Rusia para permitir la construcción de una base naval, después de que algunas cláusulas resultaran “algo perjudiciales”, según ha declarado un alto cargo militar.

Durante décadas, Sudán dependió militarmente de Rusia debido a las paralizantes sanciones impuestas por Washington contra el gobierno del ahora derrocado presidente Omar al-Bashir.

Pero desde su derrocamiento en 2019, Sudán se ha acercado a Estados Unidos, que el año pasado retiró a Jartum de su agobiante lista negra.

“Este acuerdo se firmó bajo el anterior Gobierno de Salvación Nacional”, dijo el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, el general Mohamed Othman al-Hussein, en una entrevista emitida a última hora del martes.

Afirmó que la semana pasada se mantuvieron “conversaciones para revisar el acuerdo para que sirva a los intereses de Sudán” con una delegación rusa de visita.

El presidente ruso Vladimir Putin mantuvo conversaciones con Bashir en 2017 sobre el establecimiento de una base naval en Puerto Sudán, en la costa sudanesa del Mar Rojo.

La parte sudanesa nunca hizo ningún anuncio, pero Rusia dijo que había firmado un acuerdo de 25 años con Sudán en diciembre del año pasado para construir y operar la base.

Según el acuerdo, la armada rusa podía tener hasta cuatro barcos a la vez en la base, incluidos los de propulsión nuclear.

La base contaría con un máximo de 300 militares y civiles.

Rusia dijo que tendría derecho a transportar a través de los puertos y aeropuertos de Sudán “armas, municiones y equipos” necesarios para el funcionamiento de la base naval.

En los últimos meses, los medios de comunicación sudaneses han informado que Jartum ha suspendido el acuerdo y ha exigido que Moscú retire los equipos ya instalados en Port Sudan.

En abril, la embajada rusa desmintió las informaciones diciendo que “no se corresponden con la realidad” y que Moscú no había recibido “ninguna notificación” de Jartum en ese sentido.

El jefe de las fuerzas armadas de Sudán declaró el martes que el acuerdo “incluía cláusulas algo perjudiciales para el país”. Por eso se está revisando.

“Mientras este acuerdo no sea… ratificado, tenemos cierta libertad para discutirlo”, dijo.

Según la constitución de transición de Sudán, los acuerdos internacionales normalmente serían ratificados por el consejo legislativo, que aún no se ha constituido.

Desde agosto de 2019, Sudán está dirigido por una administración de transición que ha tratado de poner fin al aislamiento internacional del país.

El gobierno ha estrechado lazos con Estados Unidos y, en diciembre del año pasado, Washington retiró a Jartum de la lista de Estados patrocinadores del terrorismo.

En marzo, un buque de guerra estadounidense visitó Port Sudan, en una medida que “pone de manifiesto la voluntad” de los militares estadounidenses de “reforzar su renovada asociación” con las fuerzas armadas de Sudán, según declaró entonces la embajada estadounidense en Jartum.

El destructor de misiles guiados USS Winston S. Churchill atracó poco después de la llegada al puerto de la fragata rusa Admiral Grigorovich.

“Hemos empezado a restablecer nuestros lazos militares con Estados Unidos”, dijo Hussein.

“Los norteamericanos siguen buscando a tientas tras el largo boicot… pero estamos abiertos a la cooperación”.

The New Arab

3 thoughts on “Sudán está revisando el acuerdo de la base naval con Rusia.

  • el 3 junio, 2021 a las 01:02
    Permalink

    Primero se hace un “acuerdo” con “israel” luego los lacayos en Useños sueltan los dólares, por órdenes de sus amos. Después hay que degradar los lazos con Rusia y China, ya que llegará pronto ayuda porque ahora por arte de magia, terrorismo y derechos humanos no importan.

    No es que no sepa como es la política internacional pero toman al público por idiota y nosotros evitamos por decir las cosas como son.

    Respuesta
    • el 3 junio, 2021 a las 05:01
      Permalink

      En cuanto derechos humanos y su respeto, no puede decirse que, Rusia a manos de Putin sea un gran ejemplo, entre estos, por su apoyo a los regimenes de Venezuela, Nicaragua, Irán, China, Cuba, Corea del Norte y Siria, como también, la cantidad de opositores muertos, encarcelados y proscritos que ha dejado como resultado el régimen putiniano…

      Respuesta
  • el 18 agosto, 2021 a las 23:34
    Permalink

    Por lo menos aún no han tirado ninguna bomba atómica sobre civiles indefensos.

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.