La Marina actualizará dos diques secos para acoger a los portaaviones de la clase Ford.

Solo uno de los 18 diques secos que tiene la Marina para mantener operativa la flota de portaaviones de propulsión nuclear está preparado para atender a un portaaviones de la clase Ford, han señalado funcionarios de la Marina al USNI News (United States Naval Institute).

El dique seco número 8 en el Astillero Naval de Norfolk puede recibir un portaaviones de la clase Ford, pero solo después de que se hayan establecido los sistemas temporales de agua de enfriamiento para el reactor nuclear. Un sistema de agua de enfriamiento permanente y otras actualizaciones están programadas para el dique seco antes de que el USS Gerald R. Ford (CVN-78) entre en su primera etapa de revisión planificada, según Anna Taylor, portavoz del Comando de Sistemas Marítimos de la Armada.

La Marina también planea actualizar otro dique seco en la costa Oeste para ocuparse del futuro USS John F. Kennedy (CVN-79), añadió Taylor.

Mike Petters, director ejecutivo de Huntington Ingalls Industries, cuyo astillero de Newport News es el único preparado para la construcción de portaaviones nucleares para la Marina de Estados Unidos, explicó en una conferencia con analistas a principios de este mes que las soluciones requeridas no eran complicadas. El tamaño del casco de la nueva clase es aproximadamente el mismo que el de los portaaviones de la clase Nimitz que componen el resto de la flota, así que a juicio de Petters los astilleros no necesitan hacer muchos cambios físicos en los muelles.

“Lógicamente hay claras diferencias entre las clases Ford y Nimitz, como sus clases de energía  señaló Petters. Creo que todas estas cosas se pueden abordar y serán abordadas, por lo que realmente no veo un cambio fundamental importante en la forma en que la clase Ford va a recibir el apoyo de la industria”.

La Marina también está planeando mejoras en el astillero naval de Puget Sound y de la Instalación de Mantenimiento Intermedio antes de que se espere que el futuro USS Kennedy (CVN-79) entre en su primera revisión, dijo Taylor. De esta manera, la Marina tendrá en todo momento dos diques secos, uno en cada costa, capaces de respaldar el mantenimiento de la clase Ford.

Se espera que el portaaviones Kennedy sea ​​bautizado a finales de este año y todavía tendrá que esperar unos años hasta su acabado para unirse a la flota.

La necesidad de actualizar los diques secos para apoyar la nueva clase de buques se produce en medio de un impulso para modernizar y optimizar los cuatro astilleros públicos que trabajan con portaaviones y submarinos, así como de la comprensión de que la necesidad de instalaciones de mantenimiento es mucho mayor que la que existe en los astilleros públicos y privados.

El plan de mantenimiento y modernización de barcos de largo alcance de la Armada, publicado en marzo, detalla el desajuste  y sugiere algunas estrategias para solucionar el problema.

El Programa de Optimización de la Infraestructura de los Astilleros de la Armada (SIOP) es un programa de 20 años y 21.000 millones de dólares para modernizar los cuatro astilleros públicos de la Marina y es una parte importante de la solución presentada en el plan de largo alcance, apuntó Taylor.

El USS Abraham Lincoln CVN-72

El plan de mantenimiento y modernización de barcos de largo alcance de la Marina también establece que la Marina necesita ayuda del sector privado.

“El mantenimiento de una flota de 355 buques necesitará cambios en la capacidad industrial tanto pública como privada. La infraestructura actual exigirá actualización y renovación para apoyar las clases modernas de buques y su reparación. Del mismo modo, se necesitarán más diques secos adicionales para hacer frente al creciente tamaño de la flota”, afirma el plan.

Ben Werner

One thought on “La Marina actualizará dos diques secos para acoger a los portaaviones de la clase Ford.

  • el 2 septiembre, 2019 a las 10:06
    Permalink

    Y aqui algunos se mofan de que se adapten los muelles para los submarinos s-80, cuando son cantidades pequeñas y se sabia que habria que hacerlo desde 2009, antes de que apareciesen los problemas de diseño. Por cierto los antiquisimos guppy 2A eran aun mas largos que los s80 y no hubo mayores problemas en los muelles existentes. El presupuesto en los muelles era de 263.250€, el resto hasta 16 millones son otras obras en el resto de instalaciones necesarias. La obra en el muelles es para que quede protegida la hélice de otros barcos……..

    Respuesta

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This site is protected by wp-copyrightpro.com